Actualidad

tag-qr-xl

Microsoft se abre a los códigos QR y la NFC

La compañía añade a su app Tag, que hasta ahora tan solo leía el código 2D de Redmond, a los códigos más extendidos en la red.

Finalmente Microsoft se ha rendido: tras varios años insistiendo en Tag, su propio código 2D como alternativa al código QR, Redmond ha decidido abrir la app que lee ese código en sus dispositivos móviles (también llamada Tag) al código más corriente. Además, ha añadido también capacidades NFC a la aplicación.

El objetivo de esta apertura es, según Microsoft, hacer que la plataforma valga para leer cualquier tipo de tecnología, sin tener que abrir una app diferente. “Añadiendo soporte para leer y crear códigos QR y etiquetas NFC, Microsoft Tag ofrece libertad a las marcas para que seleccionen el formato de reconocimiento más apropiado para sus clientes, y garantiza a estos una app única para lanzar esas experiencias”, aseguraron desde Redmond.

No obstante, la versión de los analistas dista mucho de la oficial. Si bien desde Microsoft indican que se trata de un paso para acabar con la “confusión” de los usuarios en un mercado fragmentado, las malas lenguas apuntan más bien a un cambio de estrategia nacido del fracaso absoluto de su propia etiqueta Tag (para nada tan extendida como los códigos QR”.

En el post en el blog oficial de Microsoft Tag en el que se anuncia la novedad, Aaron Getz, manager general de la división, asegura que Microsoft Tag salió de la beta “hace 18 meses”, y que desde entonces “los códigos de barras móviles se han vuelto más mainstream y su adopción está creciendo a un ritmo impresionante”. Desde Redmond, dice Getz, han escuchado el feedback de usuarios y clientes y han decidido atender a las peticiones. ¿Cuáles? No las de hacer que Tag sirva para códigos QR y NFC, sino las de tener una sola app para leerlo todo.

Ahora puedes leer los artículos de ITespresso en Google Currents: ¡Suscríbete!

Mesa redonda 2.0

Cloud: el modelo de computación diseñado para transformar los negocios

El gesto de subirse a la nube se ha convertido ya en cotidiano. Aunque todavía queda camino por recorrer y experimentar, cloud computing ha dejado de ser una extraña expresión tomada de la jerga estadounidense para consolidarse como el compañero ideal de negocios de todo el mundo. Y también de todos los sectores. En la nube hay sitio para el software, para los servicios, para la seguridad, para el almacenamiento, para la impresión, para la gestión energética, para la colaboración, para la productividad y para mucho más.

Analizamos las entrañas de la nube con la ayuda de cuatro destacados representantes de la industria tecnológica: Beeva, Konica Minolta, Panda y Schneider Electric. Vea nuestra mesa redonda aquí.

Último comentario




0 respuestas a Microsoft se abre a los códigos QR y la NFC

Los comentarios están cerrados.