“Creer que tu empresa no lo está haciendo bien también es un motivo para emprender”

Empresas

El paro, la falta de oportunidades laborales o la búsqueda de realización de un sueño personal no son los únicos motores para el emprendimiento. A veces basta con pensar que las cosas se pueden “hacer de otra manera”.

¿Qué es lo que le lleva a uno a emprender? Esta ha sido la principal cuestión que se abordó ayer en la mesa redonda ‘Emprendedores y startups de base tecnológica’, que tuvo lugar en el marco de la feria de marketing online OMExpo y en la que participaron Diego Semprún, director de Mentoring en Top Seed Lab, Miguel Galera, responsable de The Founder Institute en Madrid, Giancarlo Giansante, In Company Director en The Valley Digital Business School y Joaquín Gambarte, alumno del MDB+ de The Valley y emprendedor.

Lamentablemente, hoy en día el paro y las oportunidades laborales se han consagrado como los principales lev motivos para iniciar un negocio, pero hay muchas otras razones que llevan a montárselo por cuenta propia. La mayoría de los emprendedores e inversores coinciden al señalar que la pasión es el principal motor del emprendimiento. De hecho, para los “mecenas” que apoyan a compañías emergentes este aspecto suele ser decisivo a la hora de apostar o no por una persona o negocio. Muchos business angels solo se rascan el bolsillo si detectan que alguien ha sido capaz de dejarlo todo por una idea o han puesto todo su dinero en su proyecto.

Diego Semprún, moderador de la mesa, quiso puntualizar que “hay que huir del concepto de que emprender es igual a jugarse la vida. Teniendo en cuenta que el 70% de las startups fracasan dejarlo todo por una empresa es jugársela a muerte en siete de cada diez casos”.

Galera coincidió en que “no hay que emprender para sufrir, sino emprender para pasárselo bien”. Por su parte, Gambarte, señaló que gracias a lo online emprender resulta mucho más fácil y menos arriesgado, ya que se puede montar una empresa o negocio sin apenas equipo o infraestructura. Sin embargo, Internet es un arma de doble filo, porque “con solo un comentario se te puede arruinar todo”.

El germen emprendedor también surge al detectar la necesidad en un mercado, el interés por encontrar la solución a un problema o el deseo de añadir un proceso que no está bien hecho y que se puede hacer mejor. “Muchos emprendedores surgen porque creen que las cosas se pueden hacer de otra manera a cómo las está haciendo tu empresa. Piensan que están equivocados y tienen la ilusión de mejorarlo”, comenta Gambarte.

Sin embargo, que seamos los primeros en identificar una carencia no es sinónimo de éxito. “No hay nada peor que llegar demasiado pronto a un mercado. Sobre todo cuando otros triunfan haciendo lo mismo cuatro años después”, subraya Semprún.

Para saber si el agua esta fría, antes hay que mojarse un pie. “El problema es cuando haces un estudio de mercado y ves que no hay negocio. En cualquier caso, ahora con Internet somos muy afortunados porque podemos hacer esto de manera muy fácil y llegando a un público amplio. Nada que ver con los negocios que se creaban hace 20 o 30 años”, señala Gambarte.

Para  Giancarlo Giansante, responsable de The Valley Digital Business School, otra de las principales causas para fundar una startup es la “búsqueda de la libertad, de hacer a uno lo que le apetezca. En muchos casos también se hallan motivaciones que son difíciles de encontrar en un trabajo por cuenta ajena”.

En la charla también se puso de manifiesto que en el ecosistema emprendedor no importan tanto las ideas como las personas que están detrás de ellas. Miguel Galera cuenta cómo funciona The Founder Institute: “A nosotros nos entra carne picada y hacemos hamburguesas. Somos como el OT de las startups. Nos llega David Bisbal y lo convertimos en una estrella. Le enseñamos a formar empresas, recursos humanos. También le enseñamos a sentarse delante de un inversor y enamorarle”.

Uno de los grandes pecados del emprendedor es no querer compartir su idea, porque normalmente ya habrá muchas similares. Compartir y obtener feedback va a permitir mejorar y pulir lo planteado. También es frecuente que ocurra que las ideas se acaben transformando con el tiempo.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor