Móvil espía con cámara donde no te la esperas

Empresas

Hace unos años James Bond en sus películas nos sorprendía con esos dispositivos que hacían más fácil su trabajo y que hoy… casi todos llevamos en el bolsillo.

Grabadoras, rayos láser, máquinas fotográficas… el móvil habría solucionado muchas cosas en tiempos de la Guerra Fría. Pero lo importante en ocasiones no es hacer una fotografia o una grabación sino que ninguno de los presentes sospeche que se está inmortalizando una reunión clandestina. Este móvil hace eso, te fotografía por donde jamás esperarías. Y aún hay más.

Lo que cualquiera pensaría que es el conector del cargador de baterías en este móvil tiene otra función, si cabe más útil para algunos: tomar fotografías.

Ese pequeño agujero oculta una cámara, lo que permite situar el móvil inocentemente sobre una mesa y que las personas que se encuentran ante él no sospechen que pasarán a la posteridad.

Se puede programar el móvil para que comience la grabación mediante el detector de movimiento que incorpora. La grabación quedará almacenada en la tarjeta de memoria de tipo SD que trae con una capacidad de 4 Gb (admite hasta 16 Gb).

La pantalla puede mostrar lo que se está grabando pero también se puede fijar un modo oculto en el que no aparece para no despertar sospechas. Las imágenes tienen una resolución de 640×480 píxels.

Ahora sólo falta que M te encomiende alguna misión y que no utilices este móvil espía para fines ilegítimos. ─[Amazon]

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor