Nos ha dejado Benoit Mandelbrot, padre de los fractales

Empresas
0 0

Presentes en la naturaleza, en los vegetales, en los videojuegos… los fractales (como el amor) estén en el aire, por todas partes a nuestro alrededor.

Pero estos días los fractales están un poco más tristes porque nos ha abandonado Benoit Mandelbrot, matemático francés que a partir de los años setenta revolucionó las matemáticas al centrarse, gracias a los avances de la informática, en los llamados conjuntos de Mandelbrot, geometría fractal caracterizada por ser una aproximación a la geometría de la naturaleza más abstracta (y por tanto, certera) que la habitual geometría convencional.

A él se deben esos intrincados y reiterativos dibujos de líneas que se autorreplican y evolucionan mediante iteraciones ahsta conseguir figuas complejas e hipnóticas. ¿Deseas saber más?

Mandelbrot revolucionó la geometría al considerar un conjunto matemático de puntos en un plano complejo como una sucesión por inducción, definida por la fórmula del Conjunto de Mandelbrot. En la representación gráfica de este conjunto de puntos, cada sucesiva imagen es la ampliación de una sección de la imagen previa, lo que en la práctica permite una imitación de la propia naturaleza, algo que podemos comprobar en algo tan inocente como un simple brócoli.

Lo curioso es que el estudio de estas iteraciones tiene aplicación en campos tan variados como matemáticas, física, economía, biología…

Mandelbrot, cuya familia huyó de Polonia en 1936 para escapar de la persecución Nazi,  publicó en 1982 “La geometría fractal de la Naturaleza“, y falleció hace pocos días debido a un cáncer de páncreas. Descanse en paz. ─Antonio Rentero [The New York Times]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor