Realiza tus copias de seguridad con Time Machine

Gestión empresarialSoftwareSoftware colaborativoWorkspace

Guarda bajo llave toda la información de tu Mac OS X Snow Leopard gracias a esta sencilla herramienta.

Time Machine permite hacer backups de todo el contenido de nuestro equipo, archivos del sistema, aplicaciones y ajustes. Una vez configurada, esta herramienta realizará una copia de seguridad de nuestro equipo periódicamente, sin que tengamos que preocuparnos de nada.

Para configurarlo, habremos de deslizar el interruptor hasta la opción y hacer clic en Seleccionar disco de copia de seguridad. A continuación, elegiremos el disco en el que queremos que se guarden nuestras copias de seguridad y pulsaremos Utilizar este disco. Además, en Opciones podremos seleccionar los archivos que queremos incluir o excluir de la copia.

Para restaurar los archivos, abriremos una nueva ventana para dichos archivos y haremos clic en el icono Time Machine del Dock. Con las flechas exploraremos todas las copias de seguridad que haya creado Time Machine. Una vez localizado el archivo, lo seleccionaremos y haremos clic en el botón Restaurar.

Por otra parte, para restaurar copias de seguridad acudiremos al Asistente de Migración desde el escritorio, previa introducción del mismo usuario que tenemos en la copia de seguridad, donde se nos mostrarán varias opciones para transferir los datos, entre ellas Desde una copia de seguridad de Time Machine, que será la que seleccionemos.

En caso de tener conectado por cable el disco duro que usamos para realizar la copia de seguridad, Time Machine lo reconocerá al momento. Por el contrario, si lo hacemos mediante Wi-Fi o a través de una unidad Time Capsule, tendremos que pulsar Acceder y luego Mostrar redes, para elegir nuestra red o Time Capsule. Asimismo, introduciremos la correspondiente clave de conexión a la red o de acceso a la unidad.

A continuación, se nos mostrará el disco duro de Time Machine, en el que seleccionaremos la copia que queremos restaurar y pulsaremos Transferir. Una vez finalice el proceso de transferencia podremos configurar nuestros datos personales, que serán enviados a Apple. Por último, aparecerá un mensaje de agradecimiento, y accederemos al escritorio de Snow Leopard.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor