Ríete de la muerte con la lámpara granada

Empresas
0 0

Reconvertir una granada de mano en una lámpara de aceite parece una idea bastante mala a la par de genial. No hay nada mejor para crear un ambiente íntimo y relajado que sacar una granada del bolsillo, quitarle la anilla y mirar la cara de estupor de tu acompañante… si tienes suerte no saldrá huyendo y te dará tiempo a encenderla y explicar que es de mentira. Si no siempre se la puedes lanzar a la cabeza como otra parte más de tus simpáticas costumbres como anfitrión.

Si quieres hacer una lámpara como ésta, en la pagína Instructables tienes toda la información necesaria. Al ser en inglés, vamos a explicar un poco los pasos por encima, pero es muy fácil de hacer y con ver las fotos seguro que os salen.

Lo primero que tenéis que hacer es comprar granadas falsas (dummy hand grenades) no me preguntéis quien se dedica a vender algo tan absurdo, pero al parecer es fácil encontrarlo en Google por menos de 10 euros.

Son de metal y normalmente estarán huecas (si no lo están puede que sea una granada de verdad, por lo que te aconsejo que las guardes en caso de apocalipsis zombie) y tendrán dos agujeros, por lo que hay que cerrar el agujero de abajo para hacerlas estancas y colocar una mecha en el de arriba, que sujetaremos con un trozo de lata de refresco.

Ya sólo basta rellenarla de aceite y esperar a una situación especial para usarlas. De todas maneras te avisamos de que tener granadas en casa, aunque sean de mentira, puede llevarte a algún momento tenso con familiares y amigos que probablemente empezarán a visitarte menos gracias a tus nuevas aficiones.— Dani Burón [Instructables]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor