Robocoin, el cajero automático de bitcoins llega a Asia

Empresas

Desde su lanzamiento exitoso en Vancouver, la compañía espera lanzar su innovadora máquina en Hong Kong y Taiwán para captar el mercado asiático.

Tras aterrizar en la ciudad canadiense de Vancouver en octubre,  Robocoin, el cajero automático capaz de ofrecer bitcoins a los ciudadanos, tuvo una gran acogida en esta ciudad. Según sus promotores logró un volumen de transacciones superior al millón de dólares con 1.576 operaciones efectuadas con este moneda virtual. Después de este éxito comercial, la firma planea instalar sus primeros dispensadores en Hong Kong y Taiwán, como parte de su estrategia de expansión en el mercado asiático.

Según revela la web Techcrunch, el primer envío de estas máquinas llegaría a estas ciudades a principios de este mes y se sumarán al medio centenar de cajeros que la firma ha vendido ya por todo el mundo. De hecho, desde su lanzamiento hace cuatro meses, ha logrado captar la atención de 1.900 clientes particulares y varias empresas. El equipo creativo de esta joven empresa está formado por su CEO, Jordan Kelley y los ingenieros informáticos John Russell y Chris Yoder. “Proporcionan a las personas la forma más fácil de comprar y vender bitcoin ofreciéndoles, al mismo tiempo, a los operadores la oportunidad de negocio más emocionante en sus operaciones con esta moneda virtuaal”, sostiene Kelley.

Los responsables del invento destacan la seguridad que ofrecen los cajeros tanto a los usuarios como a los operadores que emplean este tipo de moneda virtual. De esta manera, el equipo cuenta con un escáner dactilar y facial que ofrece plenas garantías de privacidad en las transacciones monetarias realizadas por los clientes. “Los servidores no son accesibles al público a través de Internet  lo que minimiza el servicio ataque”, subrayan desde Robocoin.

Robocoin no es la única empresa que ha logrado crear este tipo de máquinas innovadoras. La firma Bittiraha instaló el mes pasado otro cajero automático en la capital finlandesa de Helsinki. Se trata del primer experimento físico con bitcoins realizado en una ciudad europea que desde hace un mes está disponible en una tienda de discos de ciudad, y que además permite a sus clientes comprar bitcoins a cambio de dinero en efectivo por un tipo de cambio fijado por la compañía bursátil finesa, compañía encargada también de la instalación de las máquinas.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor