Samsung asegura que sus proveedores no usan mano de obra infantil

Empresas

El fabricante coreano se defiende de las acusaciones de China Labor Watch. En un informe publicado una semana se acusaba a su proveedor HEG Electronics de explotación infantil.

Samsung ha respondido a las acusaciones del colectivo China Labor Watch, que vela por el respeto de los derechos de los trabajadores y los derechos humanos en el país asiático. El fabricante afirma que todos los empleados ocupados en las plantas que fabrican sus productos se encuentran en edad legal para trabajar.

La coreana quiere zanjar la polémica iniciada por este colectivo a principios de agosto. China Labor Watch publicaba un informe en el que aseguraba que la socia de Samsung, HEG Electronics, empleaba a al menos siete niños menores de 16 años en sus instalaciones.

La creadora de los smartphones y tablets Galaxy habría enviado a un equipo para investigar si su proveedor estaría explotando a menores. Según señala, los investigadores habrían encontrado que habría algunos estudiantes y becarios con menos de 18 años, sin embargo, todos estarían por encima de los 16, edad legal para trabajar en China.

Samsung mantiene en sí misma y en sus empresas proveedoras los más altos estándares. Tenemos una política de tolerancia cero sobre violaciones de trabajo infantil y realizamos auditorías periódicas para asegurarnos de que todas nuestras instalaciones en China así como las de nuestros socios cumplen con las leyes laborales vigentes y los derechos laborales y políticas vigentes”, explica la firma en un comunicado.

En cualquier caso, Samsung sí ha comprobado como algunos de los trabajadores de HEG Electronics realizan horas extras que estarían “por encima de las regulaciones locales”, fueron multados por llegar tarde y no cuentan con acceso a clínicas médicas, según informa Cnet.

La compañía también se ha comprometido a revisar las condiciones de otros 250 proveedores de componentes.

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor