Samsung compra la startup de inteligencia artificial Fluenty

Adquisiciones y FusionesEmpresas

Esta compañía es la desarrolladora de un chatbot, con lo que la adquisición podría servir para apoyar el desarrollo de Bixby.

Nuevo impulso a la parte de Samsung centrada en el trabajo en inteligencia artificial. La corporación coreana ha aquirido Fluenty, una startup de su país que es conocida por el desarrollo de un chatbot, utilizando técnicas de aprendizaje automático. Según apunta The Investor, una de las cabeceras del diario The Korea Herald, la compra de la empresa podría apuntar directamente al asistente virtual de Samsung, Bixby.

Anunciado en marzo, su lanzamiento se fue demorando por diversos problemas. A principios de mayo llegaba en su versión en coreano a Corea del Sur, pero la traducción al inglés se demoraba hasta mediados de julio, y solo en Estados Unidos. No fue hasta la segunda mitad de agosto que el asistente se expandió a todos los Samsung Galaxy S8 y S8+, aunque solo en los dos idiomas iniciales.

Por su parte, Fluenty ha creado una app de respuesta inteligente que se integra con los principales servicios de mensajería, como WhatsApp, Messenger o Hangouts. Esta aplicación contesta mediante mensajes automáticos en las conversaciones en las plataformas, utilizando para ello técnicas de inteligencia artificial. En septiembre del pasado año, Fluenty se incorporaba al programa acelerador de Samsung.

Con la adquisición, Samsung se ha hecho con todo el equipo humano y técnico de Fluenty. La integración en su compañía podría ayudar a mejorar las funcionalidades de Bixby, que por el momento no ha recibido una respuesta muy positiva. Según fuentes del medio coreano, la división encargada del desarrollo del asistente por voz se ha mostrado especialmente interesados en la rapidez y la fluidez en las respuestas del chatbot de Fluenty.

Además, Fluenty trabaja en la integración de su aplicación en los sistemas telemáticos de vehículos, para poder responder mensajes de forma sencilla durante la conducción. Esto también podría resultar de interés para Samsung, que en los últimos tiempos ha comenzado a probar su tecnología de autoconducción.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor