Se aburre y se pone a hacer slow-motion por casa

Empresas
0 0

Cuando vemos un vídeo en slow-motion no podemos evitarlo. Si es que nos puede. Nos entra la tontería. ¡Hay que ponerlo!

Hemos visto de todo, desde gatos a personas recibiendo tortas en cámara hiperlenta. Pero, ¿qué hacer si tienes uno de estos tochos y no tienes ganas de salir de casa? Pues la respuesta la tienes tras el salto.

[vimeo width=”550″ height=”413″]http://vimeo.com/19819283[/vimeo]

Flipante colega.

Sí, haces el tonto tirando saliva, rompes vasos, tiras agua y pegamento o a ti mismo en plan kamikaze sobre la cama… da lo mismo. Y es que todo es impresionante en cámara muuuuuy lenta. (Hubiera sido más divertido si se le hubiera roto la BlackBerry).

Su autor, Tom Guilmette, se aburría esa noche en su hotel y quiso jugar con su cámara Phantom, capaz de grabar 2564 fps en Full HD. Me pido una oiga. — Javier G. Pereda [Vimeo]

Autor: Javiergp
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor