Soluciones e-learning para dominar idiomas

Empresas

La formación blended e-learning, metodología que integra un profesor personal a través de Internet y algunas sesiones de clases en grupo, se configura como la opción del futuro.

Paradojas y exigencias de formación

La globalización de los intercambios y la evolución del contexto competitivo exigen por parte de los actores económicos un nivel de idiomas cada más alto. Dominar uno o varios idiomas se convierte en un criterio de contratación y de promoción en la mayoría de las empresas. El estudio de Auralog realizado por la empresa Research International pone de relieve el contraste que existe entre el nivel de idiomas que los asalariados estiman suficiente y las carencias que declaran tener.

Este análisis también contempla el avance de la modalidad de aprendizaje Blended-Learning entre los españoles. Paradoja o nueva tendencia que también observamos en los otros países europeos sondeados: Francia, Alemania, e Italia.

Auralog, editor de soluciones e-learning para el aprendizaje de idiomas, solicitó a la empresa Research International un estudio para realizar en cuatro países entre los asalariados de grandes empresas que debían usar un segundo idioma en el ámbito de su actividad profesional.

En España, este estudio pone de relieve una paradoja. La mayoría de los asalariados se atribuye un nivel de idioma «suficiente» en el ámbito del dominio de las relaciones profesionales. En efecto, el 58 por ciento de los encuestados declaran ubicarse en los niveles C1, C2 (confirmado y bilingüe), que son considerados por el Consejo de Europa como los niveles mínimos para defender con soltura un proyecto profesional.

Sin embargo, el 70 por ciento reconocen que en muchas ocasiones utilizan elementos ya redactados en este idioma cuando tienen que redactar documentos. Por otro lado, las dos terceras partes de los encuestados, un 66 por ciento, admiten “tener que pensárselo dos veces” antes de formular frases en una conversación. A esto se añade que uno de cada dos trabajadores considera que la velocidad de elocución del interlocutor extranjero es demasiado rápida.

Un máximo de 1 de cada 10 españoles o alemanes declara tener un nivel principiante mientras que en Francia esta proporción aumenta a 3 de cada 10. Por otra parte, en Alemania, algo más de 8 asalariados de cada 10 declaran tener un nivel avanzado o bilingüe. Pero también en este país un 75 por ciento de los encuestados afirman que suelen usar elementos ya redactados y un 65 por ciento reconoce que deben pensar varias veces las frases antes de expresar sus ideas. No obstante, son menos los que opinan que sus interlocutores extranjeros hablan demasiado rápido (36 por ciento).

De la misma manera, el 73 por ciento de los asalariados españoles y el 52 por ciento de los italianos declaran estar de forma mayoritaria entre los niveles B2, C1 y C2. Estos encuestados también han declarado usar elementos de textos ya redactados en el idioma (91 por ciento de los españoles y el 47 por ciento de los italianos) Por otro lado, el 74 por ciento de los italianos afirma que tiene cierta dificultad para encontrar sus palabras exactas para expresarse oralmente y el 48 por ciento de los españoles opinan que su interlocutor habla demasiado rápido.

Por todo esto, comprobamos que, para los encuestados, defender un proyecto profesional complejo de forma oral, es más problemático que lo que declaran espontáneamente.

Carencias lingüísticas

Enfrentados a la realidad del mercado, los asalariados desean perfeccionarse para aumentar su competitividad y no quedar desfasados. Esta exigencia se materializa en que cerca del 20 por ciento de los encuestados están cursando algún tipo de formación en la actualidad y un 42 por ciento desea empezar alguna formación o están a la espera de incorporarse a una.

En Alemania, las expectativas de realizar alguna formación son más altas que en el resto de los países en los que se ha realizado el estudio. Las dos terceras partes, el 63 por ciento, de los encuestados alemanes afirman que desean empezar alguna formación. Esta misma tendencia se da en los asalariados de las grandes empresas españolas (42 por ciento) e italianas (43 por ciento).

limitaciones profesionales

Los asalariados franceses se enfrentan a limitaciones de tiempo (razón estipulada por el 33 por ciento de los encuestados) y de organización, que no les permiten romper con el ritmo de trabajo para poder atender a una formación en idiomas. Esta circunstancia se da en mayor medida en otros países. En España, el 69 por ciento de los encuestados han señalado la cuestión del tiempo y la organización como un freno para empezar una formación en idiomas, también lo han hecho el 55 por ciento de los alemanes y el 43 por ciento de los italianos.

Por estos motivos, los asalariados preferirían la integración de una formación flexible en su agenda de trabajo.

Blended-learning, el triunfo para el futuro

Si el e-learning dispone todavía de un importante margen de progresión (atrae el 17 por ciento de los asalariados en Francia y el 18 por ciento en España y en Italia), el blended e-learning (una formación mixta que integra clases con un profesor personal a través de Internet y algunas sesiones de clases en grupo) se elige algo más que las clases presenciales en Francia y en España.

De forma general, las soluciones e-learning (solo vía Internet o asociadas a algunas clases grupales) las eligen el 58 por ciento de los franceses y por el 52 por ciento de los españoles (mientras que el 39 y el 31 por ciento respectivamente, prefieren las clases tradicionales).

Si los alemanes y los italianos son fieles en su mayoría a las clases grupales tradicionales (un 52 y un 54 por ciento respectivamente), una cuarta parte de los asalariados alemanes interesados en recibir una formación señalan la modalidad blended e-learning como modo de formación preferida.

Por todo esto, podemos decir que una nueva tendencia ha venido creciendo a lo largo de los últimos años: la elección recurrente de los asalariados del e-elearning y del blended learning.

Estos dos modos de formación responden a las limitaciones de movilidad, organización y gestión del tiempo del alumno. Además, se adaptan perfectamente al ritmo de cada estudiante. Así, el 41 por ciento de los empleados franceses que optaron por el blended e-learning lo hicieron ante todo por la flexibilidad que permite, el 26 por ciento hizo referencia al hecho de poder trabajar a su ritmo, y el 21 por ciento remarcó la posibilidad de comunicarse con otros alumnos.

La flexibilidad también es un criterio primordial en Alemania, el 53 por ciento de los encuestados la han señalado como una de las principales ventajas, mientras que la mitad de los españoles indica el hecho de poder practicar y progresar solos antes de expresarse en clases grupales presenciales la mayor ventaja de este nuevo método.

El e-learning así como el blended-learning ofrecen la seguridad de una formación personalizada y a medida. Los alumnos también se benefician de un seguimiento por un tutor o un profesor personal.

De este modo, en un contexto delicado en el que la movilidad del asalariado es fundamental, éste tiene que hacer frente durante el día a un overbooking profesional que deja poco tiempo para la formación continuada exclusivamente presencial, el e-learning se impone progresivamente como una solución concreta, nueva y adaptada a las preocupaciones de cada uno.

Soluciones e-learning de Auralog

Es con esta perspectiva que Auralog concibió e implementó en las empresas, desde el año 2000, soluciones e-learning para el aprendizaje de idiomas con el fin de garantizar una máxima sinergia con las exigencias del mundo profesional.

Además de los contenidos incluidos en el método TELL ME MORE, las soluciones de Auralog están compuestas por herramientas que permiten personalizar y hacer el seguimiento de cada alumno a lo largo de su formación.

La calidad de las soluciones e-learning de Auralog y su fácil implantación ha hecho que la firma consiga importantes acuerdos de colaboración con empresas fuertes en el mercado internacional. Este es el caso de la compañía cervecera Heineken España, con la que tiene un acuerdo por el que sus empleados aprenden o perfeccionan un idioma con las soluciones de Auralog. Para implantar los métodos de enseñanza desarrollados por la firma francesa, se realizó un estudio con el que se asignó a cada alumno un nivel específico, lo que pone de relieve la preocupación por realizar un seguimiento personalizado de la evolución del mismo y por mejorar sus métodos de enseñanza, al tiempo que optimiza los recursos de las empresas que se decantan por sus soluciones.

Por otra parte, otro de los acuerdos que Auralog tiene vigentes con grandes empresas es el de la firma Crown. En este caso, las soluciones de e-learning se integraron en un sistema de formación estratégica de los managers. El grupo Crown seleccionó los sistemas de Auralog por la reducción de costes de formación, la optimización de la gestión del tiempo de los managers, y el aumento de su motivación. Hay que señalar que el grupo Crown está presente en 32 países, y gracias al acuerdo alcanzado con Auralog sus soluciones de e-learning se implantaron en todas las sedes del grupo, lo que supone el reconocimiento internacional para sus métodos de enseñanza online.

Ambos casos demuestran la fácil integración de las soluciones de e-learning de Auralog, así como la cantidad de ventajas que aportan al sistema de la empresa. Se flexibilizan los horarios de estudio del alumno, que además recibe una atención personalizada. Por otro lado, los nuevos métodos de enseñanza de idiomas online suponen un recorte de gastos para las empresas.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor