Sony vende su negocio de baterías a Murata

Empresas

Se desconoce lo que habría pagado la nipona para hacerse con esta unidad, que incluye sensores de imagen y otros componentes.

Sony ha comunicado que ha entrado en negociaciones para vender su negocio de baterías a Murata, una empresa japonesa de componentes.

Los términos económicos de la compra no se han hecho públicos, pero se sabe que los acuerdos definitivos se están preparando para mediados de octubre y que la transferencia podría completarse a finales de marzo de 2017. Como siempre, la operación está sujeta a que las autoridades antimonopolio den su visto bueno.

El acuerdo supondrá el traspaso del negocio de baterías de Sony Energy Devices Corporation, transfiriéndose toda la subsisidaria en Japón, las operaciones relativas a esta área localizadas en China y Singapur y todos los activos y el personal asignado a la empresa de baterías en el grupo Sony así como en los centros de I+D ubicados en Japón y el resto del mundo.

Dentro de esta unidad se incluyen baterías USB, pilas alcalinas, pilas de botón y moneda, proyectores móviles, sensores de imagen y otros productos.

La nipona opera este negocio desde 1975, habiendo conseguido algunos hitos, como comercializar la primera batería de iones de litio en 1991.

Por su parte la también japonesa Murata está buscando crear nuevos modelos de negocio y proporcionar más valor a los clientes en mercados clave como la automoción, la salud y la energía. La firma quiere que este último campo sea su core y hacerlo crecer.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor