Tiene ruedas pero ya no es una “silla” de ruedas

EmpresasInnovación

Siempre se suele pensar en alguien que va en silla de ruedas como un sujeto con limitaciones de movilidad y efectivamente no se dispone de la misma libertad de movimientos que los que tenemos pleno uso de nuestras extremidades inferiores. Afortunadamente, y citando a los clásicos, las ciencias adelantan una barbaridad y se van desarrollando soluciones que amplían el margen de maniobra de las personas que tienen que utilizarlas convirtiéndolas progresivamente en menos inválidos. Es el caso del Tek RMD, este ingenio al que ya no podemos seguir llamando silla como podrás comprobar en el reportje en vídeo que te ofrecemos a continuación.

Yusuf Adturkoglu es el nombre del protagonista de nuestra siguiente historia.

Hace 5 años sufrió una caída mientras montaba a caballo a consecuencia de la cual quedó paralizado de cintura para abajo. Hoy gracias a científicos e ingenieros turcos su vida ha cambiado como podrían hacerlo también las de otras personas si continúa desarrollándose esta especie de Segway elevable.

Se llama Dispositivo Robótico de Movilizaión Tek o para abreviar Tek RMD.

Además de facilitar la movilidad cotidiana a las personas impedidas o con dificultad para desplazarse por sí mismas ayuda a que puedan valerse en tareas tan simples como alcanzar una estantería superior< strong> o poder mantener una conversación cara a cara con alguien que esté de pie o acodarse en la barra de un bar. Junto a esto hay que tener en cuenta los beneficios de poder adoptar una postura corporal erguida para la salud de las personas con daños en la columna vertebral.

Aquí tienes un vídeo con un completo reportaje acerca de cómo funciona el Tek RMD.

Se puede observar como, a diferencia de las sillas de ruedas tradicionales, a este ingenio se accede desde detrás, lo que evita el siempre complicado momento de pasar de un asiento a otro que puede acarrear alguna complicación o incluso caídas. Al Tek RMD se accede desde una posición de cierta firmeza y estabilidad y una vez agarrado al arnés a la postura erguida se llega casi más rápido de lo que podríamos hacerlo los demás.

Las personas sin movilidad en las piernas deben pasar cada día al menos una hora en postura erguida para evitar problemas óseos y vasculares y este ingenio permite hacerlo con seguridad y facilidad pero al mismo tiempo favoreciendo el normal desempeño de una actividad diaria debido a que su base cuenta con ruedas y está motorizada.

Una gran ventaja del Tek RMD es que una vez su ocupante está “anclado” a su estructura sus brazos quedan libres permitiéndole con una mano controlar el movimiento y la dirección mientras que con la otra puede sujetar o manejar objetos. También goza de una mayor maniobrabilidad con respecto a las sillas de ruedas tradicionales debido a su compacto y reducido tamaño.

Aún está en fase de desarrollo y la idea es que cuando llegue al mercado lo haga con 5 tamaños o “tallas” en función de la estatura del ocupante. ─[Tek RMD / Reuters]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor