Twitter está triste, ¿qué le pasa a Twitter?

MarketingRedes Sociales

Twitter se quedó sin CEO a principios de julio y un mes después de la renuncia de Dick Costolo las cosas no parecen ir demasiado bien en la compañía, pese a haber puesto a uno de sus cofundadores, Jack Dorsey, como jefe interino mientras se escoge quién será el siguiente. Acciones que se desploman, base

Twitter se quedó sin CEO a principios de julio y un mes después de la renuncia de Dick Costolo las cosas no parecen ir demasiado bien en la compañía, pese a haber puesto a uno de sus cofundadores, Jack Dorsey, como jefe interino mientras se escoge quién será el siguiente. Acciones que se desploman, base de usuarios que no crece como debería y empleados que piensan en abandonar la compañía. ¿Qué pasa en Twitter?

Achacarlo todo a la marcha de Dick Costolo sería simplista y erróneo, ya que los problemas venían de mucho más atrás, pero la laguna de poder que hay ahora en la compañía no ha hecho más que hacer evidente que las cosas no marchan bien. Según un artículo publicado en Business Insider esta semana, además, la moral de los empleados está en sus cotas más bajas.

“La moral está más que baja”, asegura una de las fuentes contactadas por el medio. “La gente se está hartando de lo desconocido, de la incertidumbre”. Y no solo desde que se marchó Costolo, claro: en los últimos años Twitter parece estar en una constante reestructuración de sus puestos directivos, por lo que los empleados han visto cómo cambiaban de jefe varias veces en solo unos pocos años.

Dorsey no parece haber marcado una línea clara por la que continuar, por lo que no se nota que haya cambiado nada desde la marcha de Costolo. Esta incertidumbre también se nota entre los empleados. “Mucha gente piensa: ‘¿Sabes qué? No voy a malgastar otro año de mi vida aquí, porque no sé hacia dónde va la compañía‘”, asegura la fuente contactada por Business Insider.

Jack Dorsey no está al 100%

El primer problema que tiene que solucionar Twitter es el de su CEO: ¿será Jack Dorsey el que tome las riendas de la compañía? ¿a quién escoger si no es a él? Mientras esto siga sin solucionar, Twitter continuará moviéndose ligeramente a la deriva, sin una nueva estrategia clara que haga que la compañía se mueva en esa dirección.

Son muchos los que creen que Dorsey debería ser el que se quedase con el puesto, pero hay un gran inconveniente: Square. La startup de pagos fundada por Jack Dorsey y de la que es CEO es de momento su ocupación principal, que ahora compagina con sus labores interinas en Twitter. Este estar sin estar de verdad es una de las razones para el descontento de los empleados que citan muchos expertos.

Si Jack Dorsey se convirtiera efectivamente en CEO definitivo en Twitter, tendría que dejar su puesto en Square, algo que pasaría justo en el peor momento para la startup: Square está pensando ya de forma seria en salir a bolsa (ya han enviado los papeles), por lo que toda la conversación sobre la posible marcha de su CEO no ayuda y podría dañar la OPV.

Pase lo que pase, nadie parece dudar que lo que necesita Twitter ahora mismo es un nuevo CEO que no sea interino y que marque una dirección clara a seguir. Solo esto podría hacer que la compañía se recupere en bolsa y que sus empleados dejen de irse poco a poco de la compañía.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor