Una discográfica demanda a RapidShare, Google y Microsoft

Cloud

La compañía asegura que la web de descarga directa está haciendo “negocio sistemáticamente” con sus contenidos, mientras que Google y Microsoft ofrecen en su buscador enlaces a esas descargas rápidas.

Una pequeña discográfica californiana, Blues Destiny Records, ha interpuesto una demanda contra la web de descarga directa RapidShare, Google y Microsoft por lucrarse al permitir el acceso de los usuarios a contenidos protegidos con derechos de autor.

La compañía denuncia que a las pocas horas de estrenarse un disco o una película de forma comercial, está disponible a través de RapidShare para que los usuarios puedan descargárselo de forma directa, sin ni siquiera hacer uso de una red de intercambio de archivos p2p.

RapidShare no es la única web que ofrece estos servicios, existen otras como Megaupload, pero es la que ha recibido la demanda. Es el único site de descargas directas que ha sido demandado, pero no la única compañía. Junto a ella, también se ha denunciado a Google y Microsoft.

Blues Destiny Records considera a estas dos empresas una especie de “colaboradores” en el negocio, ya que en sus resultados de búsqueda ofrecen enlaces a este sitio de descarga directa.

La discográfica ha solicitado a las tres compañías demandadas que cesen su actividad.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor