Usar el móvil mientras dura el luto oficial en Corea el Norte se castiga como crimen de guerra

Empresas

Durante 100 días los habitantes (sufridos habitantes) de la dictadura comunista de Corea del Norte tendrán motivos para sentirse aún más aplastados por la bota del tirano: no podrán usar el móvil bajo la amenaza de ser juzgados por crimen de guerra.

Kim Jong-il ha fallecido y será su hijo Kim Jong-un quien herede este singular trono dictatorial que somete a un país bajo el terror de no poder ni utilizar el teléfono móvil mientras dure el luto decretado en memoria del Amado Líder.

Con todo, hay una buena noticia: no podrán ser muchos los infractores de dicha norma ya que se calcula que únicamente un 5% de la población de Corea del Norte posee un teléfono móvil.

No estamos hablando de un par de manotazos diciendo “nene malo, móvil caca”.

La pena a la que se expone quien no cumpla este luto de móvil apagado puede ser reclusión perpetua en campo de trabajo o ejecución… vamos, el clásico susto o muerte.

Kim Jon-un se ahce cargo de una de las naciones más empobrecidas del planeta pero que mantiene un pulso internacional debido a su potencial armamentístico nuclear y al estado de permanente tensión con su vecina Corea del Sur o el cercano Japón, a los que suele amenazar con ocasionales pruebas de misiles de largo alcance, poniendo así en peligro el delicado equilibrio de fuerzas en la zona.

Cerrada a Internet, Corea del Norte mantiene su propia intranet nacional llamada Kwangmyong que alberga entre 1.300 y 5.500 páginas web institucionales y gubernamentales. De sus 24,5 millones de habitantes apenas un millón tienen teléfono móvil de los cuales apenas 700.000 usuarios cuentan con acceso a 3G… total, para lo que hay que ver en la Internet de allí. ─[The Daily Telegraph / The Next Web / Imagen: Getty Images + Jesús Díaz para Gizmodo]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor