Los wearables ya centran el 22% de las aportaciones de hardware en crowdfunding

EmpresasWorkspace

Los dispositivos vestibles han recaudado 41 millones de dólares gracias a la financiación colectiva y 463 millones mediante inversores.

Hace cosa de un mes la web tecnológica TechCrunch monitorizaba Kickstarter y el resto de las principales páginas de crowdfunding o financiación colectiva para descubrir cuántos proyectos tecnológicos buscaban fondos. Entonces encontraban 443 iniciativas que intentaban obtener recaudación para producir hardware. Ahora, la página ha querido ir más allá y analizar el número de proyectos específicamente relacionados con el ámbito de la wearable technology.

De los 443 identificados, habría 64 enmarcados dentro de los dispositivos vestibles. Aunque los wearables solo suponen el 14% de todos los proyectos de hardware en cantidad, la cifra alcanza el 22% si se habla de dinero recaudado.

Las campañas de wearables se dirigen en su mayoría a gadgets para la mano o la muñeca, como pulseras o relojes. Inventos como Pebble, Kreyos u Omate y unas cifras de preventa de 1 millón de unidades muestran que las terceras pantallas comienzan a democratizarse. De los 64 proyectos vestibles, el 51% estuvieron destinados a dicha parte del cuerpo, el 25% tuvieron como objetivo la cabeza y el 14% se enfocaron al cuerpo en general.

La perspectiva desde el punto de vista de los inversores resulta algo distinta. Mientras los wearables han recaudado 41 millones de dólares a través del crowdfunding en los últimos años, los inversores han puesto algo más de dinero para la causa. La tecnología vestible ha conseguido 463 millones de dólares de financiación dirigidos a 82 empresas, según los datos de Mattermark y Crunchbase. Eso supondría que por cada dólar gastado por los consumidores-donantes en una web de financiación colectiva, los inversores ponen 11.

El 58% del dinero proveniente del capital riesgo habría ido a empresas que no habían tomado la ruta del crowdfunding previamente. Además solo el 23% de los proyectos de wearables que levantaron capital riesgo desde 2008 habían tenido su inicio en sitios como Kickstarter y similares. Eso indica que los inversores usan estas plataformas como indicadores del éxito de un proyecto, pero solo en parte.

Por otro lado, los inversores apuestan sobre todo por los gadgets de mano o muñeca, con un 33,5% de los fondos recaudados para wearables o 155 millones de dólares. Los de cabeza no están muy lejos y se han recogido 148 millones de dólares (el 31,9%).

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor