2009, un reto para la seguridad informática

CortafuegosSeguridad

A punto de finalizar el año las empresas de seguridad hacen balance y parece que a un mal 2008 le seguirá un 2009 peor.

La historia nos cuenta que el primer virus informático conocido como tal data de 1972, atacó una máquina IBM Serie 360, fue llamado Creeper y el nombre de su creador es el de Roberto Frankie Morillo. Desde entonces los virus se cuentan con millones y han surgido otras variantes como los troyanos, el spam o el más rentable phishing mientras las empresas de seguridad desarrollan tecnologías de detección cada vez más potentes que, desgraciadamente no terminan de ponerse por delante de los creadores de virus, que siguen campando a sus anchas escondidos tras las redes y unas leyes internacionales que no terminan de tener claro cómo tratar con los ciberdelincuentes.

Este 2008 se caracteriza por haber sido extremadamente rentable para los creadores de virus. Son varias las compañías de seguridad que afirman que los ingresos de los cibercriminales superan los generados por el mercado de la droga ilegal. Este hecho ha llevado a afirman que si bien en un principio los ciberdelincuentes buscaban popularidad y su mayor satisfacción era de la conseguir la mayor cantidad de máquinas infectadas, ahora buscan rentabilidad, y el phishing es una buena prueba de ello.

Finales de 2008 y la palabra más utilizada en los últimos meses: “crisis”, ha vuelto a despertar la creatividad de los ciberdelincuentes. Y es que si ahora hemos aprendido a desconfiar de mensajes que nos pedían las claves de nuestra cuenta para realizar determinadas comprobaciones, somos mucho más sensibles a correos electrónicos que nos dicen que nuestro banco ha quebrado.

Por otra parte, el aumento del para, consecuencia de la crisis, ha hecho que los usuarios miren hacia las redes sociales como una manera de promocionar sus conocimientos, y empiezan a ser tentados con ofertas de trabajo falsas.

Las empresas de seguridad coinciden en que 2008 ha sido un año excesivamente fecundo para el malware, pero que 2009 será mucho peor. Para McAfee una parte fundamental del aumento del malware es la dificultada que existe a la hora de perseguir a sus creadores, que se esconden no sólo tras las redes, sino tras las fronteras de diferentes países que hace casi imposible el detenerlos.

Symantec destaca un cambio de comportamiento en el trabajo de los hackers, que ahora no se centran tanto en el navegador como en las páginas web como origen de las infecciones, lo que lleva a que cualquier página que visites a ser un peligro potencial.

De una forma más genérica, Trend Micro afirma que el malware más peligroso en 2008 procedió de Internet, dejando a un lado el correo electrónico y las memorias USB que, por cierto, este 2008 se han convertido en los disquetes del siglo XXI, capaces de infectar cientos de ordenadores sin conocimiento del usuario. Según TrendLabs, el equipo de investigación de amenazas de Trend Micro, más de 50 de los 100 malware más dañinos en 2008 procedió de Internet, y fue descargado de forma accidental por los usuarios mientras navegaban por páginas web desconocidas o maliciosas.

G Data, por su parte, afirma que a pesar de la recesión económica la industria del cibercrimen sigue en auge y que en el año que viene un gran número de ordenadores se integrarán en redes de ordenadores zombie, y millones de usuarios serán víctimas de robos de datos confidenciales y correos de spam.

ScanSafe es más concreta y advierte de un gran incremento del malware para el próximo año, afirmando que los ataques se centrarán en objetivos como los registradores de dominios y proveedores de hosting.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor