Diez años de Sony Vaio

PCWorkspace

Esta semana se cumplen diez años del lanzamiento de los primeros Sony Vaio al mercado, los modelos PCG-705 y 707.

Los primeros modelos de Soy Vaio salieron al mercado un 1 de junio y rápidamente fueron seguidos de un PC de sobremesa. Sony intentaba demostrarle al mundo que una compañía de electrónica de consumo podía hacer ordenadores.

Por aquel entonces la mayoría de las casas japonesas no tenían ordenador, siento muy comunes las máquinas de escribir eléctricas, con algo de memoria. Pero el lanzamiento de Windows 95 ayudó a expandir el mercado de PC en Japón, principalmente por ofrecer un interfaz más atractivo a los usuarios.

Con sus primeros ordenadores portátiles bajo su ala y un ordenador de sobremesa a la venta en Estados Unidos no pasó mucho tiempo para que Sony lograra su primer hito en el campo de la informática: el PCG-505.

Lanzado en Japón el 20 de noviembre de 1997, el 505 tenía un grosor de 2,4 centímetros, por aquel entonces “ultrafino”. Además contaba con una pantalla de 10,4 pulgadas, un procesador Pentium MMX a 133MHz y un precio que rondaba los 2.200 euros. Sui esbelto diseño atrajo la atención del consumidor y ayudó a distinguir sus productos durante años.

Uno de los elementos clave de los portátiles Vaio, y que reflejaba la experiencia de Sony en la electrónica de consumo, ha sido su atención a lo multimedia. Sony adoptó rápidamente el interfaz IEEE1394, o FireWire, competidor del USB, para transferir rápidamente datos de cámaras y otros dispositivos, y una características premium de su primer ordenador de sobremesa en Japón fue un codificador MPEG, algo inusual en aquellos tiempos.

Sony también fue uno de los primeros en intentar empujar el ordenador hacia la sala de estar y logró un gran éxito en 2002 con el Vaio W. El principal cuerpo de la máquina se creó por detrás de un monitor plano y su teclado se guardaba en la parte inferior de la pantalla, por lo que ocupaba muy poco espacio.

Fue tal su éxito que en Japón las tiendas tenían listas de espera y Sony tuvo que cancelar la publicidad en televisión para enfriar la demanda hasta que la producción pudiera dar abasto.

El éxito de Vaio ha tenido su importancia porque demostró que una marca de electrónica de consumo podía disfrutar de éxito en el mercado del PC, algo que los fabricantes de informática han intentado imitar al revés sin demasiado éxito.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor