HP posee auténticas máquinas de tortura para testear productos

Empresas

Las durísimas pruebas a las que HP somete a cada uno de sus lanzamientos se realizan en sus instalaciones de Roseville

El gigante Hewlett Packard dispone en Roseville (California) de unas instalaciones capaces de llevar al límite a todos sus nuevos productos, todo por el bien de los consumidores, afirman.

Uno de los ingenieros responsables de esta planta de torturas, Greg Knutson, confirma que tienen cámaras especiales capaces de recrear el clima de cualquier parte del mundo.

Además, también someten a todas las piezas a pruebas con golpes, electrocuciones, mojándolos, calentándolos, estirando, presionando, etc. Según Knutson, se trata de que cada pieza pase su ciclo vital en sólo cinco minutos mientras observan cómo se comporta y su resistencia en cada situación.

Ningún producto de HP supera la inspección hasta que no cumple con los estándares internacionales establecidos, esto garantiza la alta calidad de sus ordenadores, impresoras, agendas electrónicas, etc. Si bien es cierto que el trato diario de cada aparato por los usuarios, en la mayoría de los casos, no será tan sufrido como el soportado en Roseville.

La consigna de HP es que nada de lo que venden sea devuelto. Así, afirman que: “Nuestra misión es hacer estos productos lo más blindados posible cuando lleguen al consumidor”.

Ejemplos de estas pruebas a algunos de sus productos son: simulaciones de terremotos, caídas desde cierta altura, someter a 40º bajo cero durante unos días para comprobar si luego funcionan, descargas de 20.000 voltios, etc

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor