Jet Works Engine: el regalo perfecto para que a tu hijo le pique el gusanillo por una ingeniería

Empresas

Estamos de acuerdo en que los juguetes científicos y educativos no pasan actualmente por un gran momento de popularidad. Sin embargo, no hay que desesperar, porque por fín puedes hacer que tu hijo abandono el hereje camino de los videojuegos y tome la recta senda de…querer hacerse ingeniero. Quizá ahora no te lo agradezca, pero si estos Reyes le cae el Jet Works Engine puede que en el futuro, cuando trabaje en la NASA, hasta se preste en lanzarte al espacio en una nave llena de monos. Más tras el salto

Este juguete viene dividido en 30 piezas que los niños deberán encajar formando una estructura que simula un motor a reacción. A través del panel de control es posible monitorizar el empuje, la velocidad de la turbina y todos los sonidos que un cohete de verdad pueda hacer. Una gran inversión para la ciencia por tan sólo 23 euros (y otros 6 más si lo quieres con baterías, para hacer que funcione y esas cosas). — Alberto Payo [Discovery Store]

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor