La historia del queso Cheddar que (casi) viajó al espacio

Empresas

Ayer, a las 4 de la tarde, hora británica, un trozo de queso Cheddar (300 gramos) inició el ascenso al espacio desde Summerset, en un intento de la West Country Farmhouse Cheesemaker de que el queso siguiera los pasos de Laika y Neil Armstrong. El queso iba en una cápsula (en el vídeo de la

Ayer, a las 4 de la tarde, hora británica, un trozo de queso Cheddar (300 gramos) inició el ascenso al espacio desde Summerset, en un intento de la West Country Farmhouse Cheesemaker de que el queso siguiera los pasos de Laika y Neil Armstrong. El queso iba en una cápsula (en el vídeo de la BBC parece un simple plato) unida a un globo meteorológico y su objetivo era llegar “al borde del espacio”, desde donde habría bajado en paracaídas. Lamentablemente, cuando alcanzó 30 kilómetros de altura, perdieron la señal GPS. Ahora no saben dónde está: quizá aterrizó o quizá aprovechó para darse el piro; quizá fue pasto de águilas hambrientas o roedores alienígenas. Al menos, los fabricantes de queso han cumplido el objetivo de llamar la atención sobre… ¿qué? — Rafa M. Claudín [BBC]

Autor: rmcdf
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor