La silla de director reducida a la mínima expresión

Empresas

Teniendo en cuenta que las sillas de director son de las más pequeñas y manejables, tiene su merito reducirlas tanto que se puedan meter en una mochilita de mano. Este modelo se queda en tan sólo 4 pulgadas y se mete en la bolsa tipo cartero que te regalan con ella. Lo del regalo es

Teniendo en cuenta que las sillas de director son de las más pequeñas y manejables, tiene su merito reducirlas tanto que se puedan meter en una mochilita de mano. Este modelo se queda en tan sólo 4 pulgadas y se mete en la bolsa tipo cartero que te regalan con ella. Lo del regalo es un decir, porque cuesta 130 dólares (casi 100 euros). Eso sí, pese al aspecto que tiene y a sus 4 kilos de peso, es capaz de soportar hasta 113 kilos. Por menos peso he visto hundirse sillas más robustas. — Rafa M. Claudín [The Design Blog]

Autor: rmcdf