Sound Forge Audio Studio

EmpresasGestión empresarialSoftwareSoftware colaborativo

Conoce las principales funciones de esta económica herramienta de edición y masterización de audio de Sony.

1- Grabar audio

Antes de iniciar una grabación con Sound Forge Audio Studio habremos de conectar una fuente de audio y especificar las opciones de grabación y reproducción, para lo que habremos de dirigirnos al menú Opciones y seleccionar Preferencias y Audio, pasando a continuación a especificar los parámetros oportunos. También podremos ver los ajustes de configuración para el dispositivo de grabación seleccionado en el botón Avanzado.

A continuación, ya podremos iniciar la grabación, ya sea pulsando el botón Grabar o presionando Ctrl+R para abrir el cuadro de diálogo de grabación. Después, seleccionaremos la ventana de datos de destino para la grabación. Por defecto, Sound Forge Audio Studio grabará en la ventana de datos activa, algo que podremos cambiar entrando en Ventana, seleccionando Ventana Grabar destino y pulsando Aceptar. Asimismo, podremos crear una nueva ventana pulsando Nuevo en el cuadro de diálogo Grabar y haciendo clic en Aceptar.

El siguiente paso consiste en seleccionar un modo de grabación en el cuadro Modo. El método más fácil es el modo Nueva toma automática, que permite grabar tomas completamente aisladas las unas de las otras, aunque también existe el modo Tomas múltiples, que convierte el fin de una toma en el punto de inicio de la siguiente. Por último, el modo Inicio de pinchazo de grabación, que permite grabar sobre una selección concreta de audio sin riesgo de dañar el resto del archivo.

Para asegurarnos de que el audio entra al mayor volumen posible sin riesgo de saturación, podemos activar los medidores de grabación en la casilla de verificación Monitor. Asimismo, el botón Detener nos permitirá pausar la grabación, mientras que Cerrar hará que abandonemos el cuadro de diálogo Grabar.

2- Extracción de audio de un CD

Sound Forge Audio Studio también permite extraer datos desde un CD. Para ello, habremos de dirigirnos al menú Archivo y seleccionar Extraer audio desde CD, lo que abrirá un cuadro de diálogo en el que habremos de seleccionar una de las unidades de CD-ROM de nuestro equipo, si es que tiene más de una, en el menú desplegable Unidad.

A continuación, seleccionaremos en la lista desplegable Acción el método que queremos utilizar para extraer el audio del CD. Aparecerán estas tres opciones: Lectura por pistas, Lectura por rangos y Lectura del disco completo. Si elegimos una de las dos primeras opciones, tendremos que seleccionar las pistas o el intervalo de tiempo que deseamos extraer.

Asimismo, habremos de seleccionar alguna de las dos opciones de extracción: Crear regiones para pista, que añade cada pista extraída a la lista de regiones del archivo; o Crear marcadores para cada cambio de índice, que coloca marcadores en todos los puntos del archivo extraído que tengan índices en la pista original.

Para obtener la información del CD mediante Gracenote MusicID, pulsaremos el botón MusicID, mientras que para editar dicha información seleccionaremos Info de CD. Asimismo, en la lista desplegable Velocidad podremos seleccionar la rapidez con la que queremos extraer el audio, algo que también podremos modificar en Configurar, ajustando el valor de Optimización de extracción de audio. Por último, iniciaremos la extracción de datos desde el CD pulsaremos Aceptar.

3- Grabar un CD por pistas

Esta herramienta de Sony también permite grabar pistas individuales en un CD, lo que da como resultado un disco grabado de forma parcial, al que pueden añadirse pistas adicionales posteriormente. Para ello, habremos de dirigirnos al menú Herramientas y escoger Grabar CD de audio por pistas. Aparecerá un cuadro de diálogo que mostrará la duración del archivo y la cantidad de tiempo restante en el CD.

A continuación, podremos seleccionar cualquier de estos valores en la lista desplegable Acción: Valor, Grabar audio, Probar y luego grabar audio, Sólo probar, Cerrar disco y Borrar disco. Asimismo, tendremos a nuestra disposición las siguientes opciones de grabación: Protección contra agotamiento del búfer, Borrar disco RW antes de grabar, Cerrar disco al terminar la grabación, Expulsar disco al terminar y Grabar sólo la selección.

Para elegir la unidad de CD-R/RW en la que queremos grabar nuestro CD habremos de dirigirnos a la lista desplegable Unidad, mientras que en la de Velocidad seleccionaremos la rapidez de la grabación. En este sentido, la opción Máx. utilizará la máxima velocidad admitida por nuestra grabadora.

Realizadas todas las comprobaciones previas, comenzaremos la grabación pulsando Inicio. Una vez grabado el audio, el cuadro de diálogo Operación de CD nos indicará que la grabación se realizó correctamente, tras lo que pulsaremos Aceptar.

Una vez que hayamos grabado todas las pistas que estimemos oportuno, habremos de cerrar el CD para escucharlo en un reproductor. En este sentido, habremos de seleccionar Grabar CD de audio por pistas en el menú Herramientas y Cerrar disco en la lista desplegable Acción; si lo deseamos, también podremos marcar Expulsar disco al terminar. El CD se comenzará a cerrar una vez que pulsemos Inicio y, finalizado el proceso, habremos de pulsar Aceptar.

4- Grabar un CD por disco

Este método permite grabar en un CD diversas pistas de audio mediante una única sesión de grabación. Para agregar regiones de pista de CD a nuestro archivo de audio, habremos de organizar los archivos en una venta de datos y crear una selección de tiempo que contenga el audio que queremos grabar en una pista.

A continuación, seleccionaremos Insertar y Región para crear una región para dicha pista, paso que habremos de repetir con cada una de las pistas. El programa añadirá dos segundos de silencio antes de la primera pista, mientras que las siguientes tendrán silencio entre medias únicamente si existe espacio entre las regiones de las pistas.

Agregadas las regiones, si así lo habíamos estimado oportuno, llega el momento de iniciar la grabación, para lo que seleccionaremos Grabar CD de audio por disco en el menú Herramientas. Asimismo, seleccionaremos la unidad de CD que queremos usar en la lista desplegable Unidad, y elegiremos la velocidad de la grabación en la lista Velocidad.

En caso de que nuestra grabadora admita este tipo de protección, marcaremos la casilla Protección contra agotamiento del búfer y seleccionaremos las opciones que consideremos oportunas en el cuadro Modo de grabación: Valor, Grabar CD, Primero probar y luego grabar CD y Sólo probar (sin grabar CD).

Si deseamos renderizar el proyecto de CD en un archivo temporal antes de grabarlo habremos de marcar Generar imagen temporal antes de grabar, mientras que la casilla Borrar discos regrabables automáticamente nos permitirá borrar el contenido de un soporte regrabable. Para terminar, seleccionaremos Expulsar al terminar y Aceptar, para iniciar la grabación.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor