Actualidad TI Robar

Parece que Google robó código de Oracle para Android

Mira que nos gusta Google. ¿Quién no lo usa?
Por eso duele descubrir que algunos de los desarrolladores de Android, bueno, digamos que “tomaron prestado” un poco de código de Sun, de Java. Oracle, su actual propietario, ya estaba demandando a Google, pero esto no hace más que aumentar sus motivos.
En concreto hay archivos la mar de parecidos en Android 2.2 y 3.0 (Froyo y Honeycomb). Pero lo mejor será que veas tú mismo el código de uno y de otro. Tras el salto puedes compararlos.

El modo más eficaz de robar discos duros: robar el camión que los contiene

Resulta curioso comprobar que, mientras que los ladrones tradicionales se modernizan para conseguir sus objetivos, los ladrones de productos tecnológicos piensan que no hay nada mejor que recurrir a los métodos de la vieja escuela para conseguir un suculento botín. Y lo más curioso es que apenas encontraron resistencia al cometer el robo. Todos los detalles de esta historia, tras el salto.

Ladrones consultan Facebook para ver cuándo asaltar tu casa

Uno ve Facebook, Tuenti, Twitter y lee cosas como “me he comprado un monitor de 42 pulgadas”. Bien, es una noticia importante de cualquier amigo, (¡sobre todo para gorronear!). Lo que ya no nos interesa tanto son cosas como “Voy a comer”, “Voy a bajar la basura”, “En el baño”, “Estoy rascándome el sobaco”. Hay gente así, parece ser que se sienten más importantes contando su vida. O quizá piensan que las redes sociales son un chat.

Pero hay individuos a los que sí le interesa mirar Facebook para saber dónde te encuentras, con quién vives, tu horario de trabajo, si te vas a la cama a las once o a la una. ¡Les interesa muchísimo! Alégrate. Son los ladrones. Como los tres que, viendo las actualizaciones de los estados de la gente en Facebook, supieron exactamente cuándo asaltar un montón de hogares. Más tras nuestro salto.

Va y roba un iPhone con un app de rastreo por GPS activado

Un iPhone, propiedad de Jordan Sturm, estaba ejecutando un app que su dueña probaba. Entonces, súbitamente, un ladrón en bicicleta vino y, como un rayo, le arrebató su dispositivo de las manos. Lo que el ladrón no sabía es que en ese momento, el app que Jordan utilizaba consistía en un sistema de rastreo por GPS en tiempo real. Detalles de la historia tras dar el salto.