Cuando la televisión se fusione con Internet…

Cloud

Con la fusión de la TV e Internet habrá sorpresas muy interesantes”, dice un experto.

Octavio Islas, catedrático de Comunicación del Instituto Tecnológico de Monterrey en México, señaló el viernes en Laredo que “con la fusión de la TV e Internet habrá sorpresas muy interesantes”, e indicó que “la TV del mañana tiene que ser más inteligente, aportará funciones útiles de información al televidente y deberá ajustarse a las necesidades específicas de cada usuario”.

Dentro de la XXII edición de los Cursos de Verano de la Universidad de Cantabria, y ante la avalancha de proyectos que se están forjando en las grandes compañías de comunicación, que se plantean como objetivo llegar a los gustos personales de cada usuario y proporcionárselos a través de la TV, Internet o teléfonos móviles en cualquier momento y lugar, Octavio Islas apeló a la “pluralidad”.

“Vamos hacia una TV más plural. Esto favorece que en cualquier momento un usuario de la red se pueda convertir en un productor de televisión independiente. Eso va a romper muchos esquemas de autoridad de distintas cadenas que emplean un principio de exclusión muy sencillo: si no te menciono, tú no existes”, dijo el experto en medios.

En este sentido agregó que actualmente se puede “conquistar fácilmente un espacio en esta nueva TV que es posible realizar a través de Internet”. “En ella los usuarios conquistan este imaginario en un momento dado: ‘yo estoy presente independientemente del ninguneo del que sea objeto por los medios de comunicación'”, señaló.

Según expresó durante su intervención, esta nueva etapa tecnológica abre “inéditas y grandes expectativas” para los usuarios, que pasarán de ser un elemento pasivo a interactuar cada vez más con la nueva generación de aparatos electrónicos, con los cuales en algunos casos ya convivimos. Este es el caso de la televisión a través del móvil, sistema en el que la tendencia tiende a unificarla con Internet.

Así todo, la gran oferta de productos a consumir, según los expertos, hace correr el riesgo de una “confusión” en los usuarios. “Una sociedad sobreinformada sin un proyecto es sinónimo de confusión. Por ello hay que trabajar para incrustar proyectos de didáctica y pedagogía para el mejor aprovechamiento de los medios de comunicación. No hay que esperar a la formación universitaria, sino trabajar desde la educación primaria, para que el niño sea capaz de convertir las herramientas comunicativas en recursos útiles”, explicó Octavio Isla.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor