Dell anuncia la caída de sus ganancias en el primer trimestre del año

Empresas

La firma comenzará a incluir procesadores de Advanced Micro Devices en sus equipos, empezando a fines de año con el modelo AMD Opteron para sus servidores.

Dell, el mayor fabricante mundial de ordenadores personales, informó de que sus ganancias en el primer trimestre fueron un 18 por ciento menores a las del mismo período de 2005, como había advertido hace poco más de una semana.

De acuerdo con esto, Dell señaló que sus ganancias en el trimestre fiscal terminado el 5 de mayo fueron de 762 millones de dólares (635 millones de euros), ó 33 centavos de dólar por acción, menos que los 36 a 38 centavos que calculaba hasta antes de la semana pasada, y por debajo de los 934 millones (780 millones de euros), ó 37 centavos, del primer trimestre de 2005.

Dell agregó que sus ventas fueron de 14.200 millones de dólares (11.800 millones de euros), un 6,2 por ciento más que en el primer trimestre del año pasado y menos que la previsión inicial de ingresos, que fluctuaba entre 14.200 y 14.600 millones de dólares. La empresa había advertido que estos menores ingresos se debían fundamentalmente al descenso de los precios. Dell confía en que ese descenso se traduzca en un aumento de sus ventas en los meses que vienen.

Esta es la tercera vez en un año que Dell no logra cumplir con sus previsiones de ganancias trimestrales; de hecho, la compañía apuntó que no entregará más proyecciones de beneficios o ventas. Asimismo, la firma añadió que comenzará a incluir procesadores de Advanced Micro Devices en sus equipos, empezando a fines de año con el modelo AMD Opteron para sus servidores. ~Hasta ahora, la empresa sólo trabajaba con microprocesadores fabricados por Intel.

“El ambiente competitivo ha resultado más intenso de lo que habíamos pensado”, señaló en un comunicado el consejero delegado de Dell, Kevin Rollins. “En el último año hemos tratado de lograr crecimiento y rentabilidad, lo que ha permitido a nuestros competidores mejorar sus relativamente bajos niveles de rentabilidad y acelerar su crecimiento. Ahora hemos tomado las medidas para fortalecer nuestro crecimiento y aprovechar las ventajas que brinda nuestro modelo de venta directa”. Por otro lado, Rollins subrayó que los esfuerzos de la compañía están orientados a tres áreas: el servicio al cliente, el liderazgo de productos y la mejora de costes y productividad.

Dell invertirá más de 100 millones de dólares en sus operaciones de atención al cliente, que incluyen la contratación de más de 2.000 nuevos empleados en EEUU y la creación de nuevos centros de atención telefónica en Ottawa, Oklahoma City, Manila y Nashville. La empresa estudia también abrir unas 14 nuevas fábricas, centros de llamadas y de desarrollo antes de fin de año. Al mismo tiempo, Dell avanzó que acelera sus planes de reducción de costes para poder ahorrar unos 3.000 millones de dólares anuales (2.400 millones de euros).

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor