El desmontaje del Samsung Galaxy Note 10.1 revela lo fácil que es repararlo

Empresas

Ya es algo habitual que el excelente equipo de iFixit se dedique a abrir los últimos gadgets que van saliendo. Gracias a ellos tenemos no sólo su despiece, sino instrucciones detalladas sobre como abrirlos y repararlos. De hecho puntúan los dispositivos según sus facilidad de reparación y en este caso, la Samsung Galaxy Note 10.1 ha conseguido una genial puntuación de 8 sobre 10.

A diferencia de otras tablets y ultraportátiles, que con la excusa de que son muy finos aseguran que deben soldar y pegar los componentes, la Samsung Galaxy Note 10.1 muestra que es posible conseguir que sea modular.

Es más, incluso es más fina y ligera, con un ínfimo espesor de 8,9 mm y peso de 600 gramos, con una tablet que aún así además cuenta con microSD, puerto de infrarrojos y hasta stylus integrado.

Los tornillos son estándar y casi todos los componentes se pueden quitar sin interferir con el resto. Además el cristal y la pantalla LCD puede separarse, por lo que si se te cae repararlo es más sencillo y barato.

¿Puede mejorarse? Por supuesto, ya que la batería sigue sin ser desmontable y desafortunadamente ha caído también en el lado oscuro de los puertos propietarios… malditos legados tableteros…

Pero aún así es grato saber que al menos algunas tablets no se hacen con mala uva para que luego no puedas cambiarle ni repararle cosas por tu cuenta, ni te obliguen a tirar cosas que no están rotas porque estén integradas con módulos que se hayan estropeado. [iFixit]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor