La CE y Microsoft intercambian reproches sobre la información Windows

Empresas

Bruselas declara que sólo ella puede decidir si la empresa ha hecho lo que le exigió la sentencia que el Tribunal de Justicia de la UE emitió en marzo de 2004.

La Comisión Europea (CE) y Microsoft han vuelto a cruzarse reproches acerca de si el gigante informático ha cumplido los requerimientos de la UE para ofrecer datos técnicos a fabricantes de programas, en especial del sistema operativo Windows, exigido en una sentencia de 2004. Microsoft envió este miércoles, último día del plazo acordado por la Comisión, una respuesta al pliego de cargos presentado en diciembre por Bruselas, y en la que afirma que ha cumplido “totalmente” con las exigencias de la Unión Europea.

La Comisión Europea (CE), que amenazó en diciembre a Microsoft con una multa de dos millones de euros al día si no ofrecía esos datos, respondió que sólo ella puede decidir si la empresa ha hecho lo que le exigió la sentencia que el Tribunal de Justicia de la UE emitió en marzo de 2004.

Esa sentencia estipulaba que Microsoft había abusado de la posición dominante que le confiere su sistema operativo Windows, por lo que le condenó a pagar una multa récord de 497 millones de euros y a poner en marcha varias medidas correctoras, entre ellas la divulgación de información técnica para que los programas de otras empresas puedan interoperar con Windows.

Microsoft presentó a Bruselas un documento de 75 páginas en el que se defiende que ha cumplido la sentencia y criticó al Ejecutivo comunitario por “no tener en cuenta pruebas clave en su prisa por atacar el cumplimiento de la compañía”. La empresa aseguró, en un comunicado, que ha creado 12.000 páginas de documentos técnicos detallados que están disponibles para la concesión de licencias, y que ha también ha ofrecido licencias con 500 horas de apoyo técnico y ha abierto su código-fuente relacionado con tecnologías relevantes.

Por otro lado, en el litigio se subraya que, cuando Bruselas presentó el 21 de diciembre pasado su pliego de cargos, ni el Ejecutivo comunitario ni sus expertos se habían molestado en leer la versión más reciente de esos documentos que Microsoft había divulgado el 15 de ese mes. Sin embargo, la Comisión ha afirmado este miércoles que el documento del 15 de diciembre solamente llegó a sus manos el 26 de ese mes, lo que supone 11 días después de un plazo dado por Bruselas y cinco días después del envío del pliego de cargos.

Mientras este asunto se resuelve, el Tribunal de Primera Instancia de la UE ha fechado provisionalmente para la semana del 24 de abril la audiencia sobre la demanda que Microsoft planteó en agosto pasado para que la CE anulara la decisión de obligarle a compartir sus datos técnicos.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor