La PlayStation Portable llega a Japón

Empresas

Los jugadores nipones ya pueden disfrutar de la PSP de Sony, aunque con pocos juegos y ninguna de las planeadas funciones multimedia.

Un gran desafío

El domingo se inició la venta de la consola de juegos portátil de Sony en Japón. Sin embargo, su anhelada llegada se produce en medio de una historia de retrasos y dudas sobre algunos temas técnicos, como la vida de la batería.

Unas cuestiones que se añaden al reto de Sony no sólo de entrar en el mercado de juegos portátiles, dominado desde hace años por Nintendo, sino por su idea de intentar definir un nuevo tipo de dispositivo de entretenimiento portátil.

“Es un reto realmente ambicioso, porque hablamos de una combinación que tendrá competencia desde distintos frentes”, comentaba Brian O’Rourke, analista de la firma de investigación In-Stat/MDR. “Será un verdadero reto para Sony educar al mercado sobre lo que puede hacer”.

Sony desveló sus planes respecto a la PSP el año pasado, colocándola como una máquina que podría hacer para el contenido digital lo que hizo el Walkman para la música analógica. Pero la PSP ha tenido una gestación complicada, que se ha complicado con temas de desarrollo y producción que buscaban retrasar el lanzamiento del dispositivo en Norteamérica a finales de marzo y limitar el japonés a 200.000 unidades.

Los desarrolladores de juegos también han retrasado los títulos de la PSP, y la consola ha llegado al mercado nipón con sólo cinco juegos disponibles, aunque también es cierto que hay otra docena de títulos en desarrollo.

Música y vídeos

Aunque el papel de consola de juegos está claro en la PSP, el prometido soporte para música y vídeos está menos claro. Hasta la fecha ningún estudio de cine o música, incluidos los que son propiedad de Sony, han anunciado planes de lanzar contenido en el formato Universal Media Disc (UMD) que utiliza la PSP.

Desde Sony señalan que una nueva categoría de software de entretenimiento que mezcle juegos, música y vídeos en un único disco UMD estará disponible para la próxima primavera.

Schelley Olhava, analista de la firma de investigación IDC ha señalado que pasará un tiempo razonable hasta que la PSP se consolide, por lo que Sony puede tomarse su tiempo para explotar las capacidades multimedia.

La PSP también tendrá que solucionar algunos temas técnicos, el más importante el que se refiere a la vida de la batería. Sony estima que una batería completamente cargada podrá ofrecer entre cuatro y seis horas de juegos. Pero Ken Kutaragi, presidente de Sony Computer Entertainment, reconoció en una entrevista a la prensa japonesa, que estas estimaciones se dieron jugando a un simple juego de puzzles o de cartas con la pantalla poco iluminada. Si se tratara de un juego de coches de gráficos complicados? la batería podría acabarse demasiado deprisa. La Game Boy Advance SP, por el contrario, ofrece más de 10 horas de juego con una carga de batería.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor