Parte del código fuente de Windows 2000 y NT se filtra en Internet

CloudGestión Cloud

El gigante de Redmond se enfrenta a uno de los mayores peligros para su
actividad económica, a posibles copias ilegales de sus productos y a
nuevos ataques.

Microsoft ha reconocido que parte del código de su sistema operativo

Windows, que la empresa guarda de forma hermética, se encuentra

publicado en Internet, algo que puede exponer a los productos del

gigante informático a graves problemas, tales como posibles copias

ilegales o descubrimientos de nuevas vulnerabilidades, que causarían un

número de ataques cibernéticos aún mayor que el actual. Según informa

Reuters y otras fuentes cercanas a la organización, el gigante de

Redmond ha asegurado que copias del código de los sistemas operativos

Windows NT (versión embrionaria del actual Windows XP) y Windows 2000

están siendo vendidas en la Red, aunque ha aclarado en un comunicado

que las copias representan una mínima porción de los millones de

líneas de código usadas para crear sus productos.

Sin

embargo, la realidad es que no está siendo vendido, sino compartido

a través de IRC y redes P2P, tal y como afirma Dragos Ruiu, consultor de

seguridad y organizador de CanSecWest. Cualquier persona puede tenerlo,

su distribución es ahora global, señala.

HIspasec informa por su parte que los únicos detalles que se conocen por

el momento es la circulación por varias redes P2P de un archivo

comprimido de 203.84 Megabytes,windows_2000_source_code.zip,

conteniendo 660MB de código fuente, y que está difundiéndose a gran

velocidad. También hemos constatado que el contenido de este archivo ya

circula por otras redes y endiferentes formatos.

El código fuente

supone el corazón del negocio de cualquier compañía de software dado que

es el lenguaje básico empleado para crear sus programas. De hecho,

Microsoft sólo comparte su código fuente con socios cercanos, con

algunos gobiernos (caso de España) y con determinadas organizaciones

bajo acuerdos legales que pueden derivar en una demanda si se producen

filtraciones.

Es ilegal para terceras partes registrar el código

fuente de Microsoft, y tomamos esa actividad muy seriamente. Es más,

estamos investigando el tema y trabajando con las autoridades que

controlan el cumplimiento de la ley, advierte en este sentido el

portavoz de Microsoft Tom Pilla en un comunicado.

De acuerdo con

esto, la firma está trabajando con el FBI y con autoridades legales para

detectar el origen de la filtración del código, aunque ha declarado que

por el momento los clientes no se verán afectados por la situación.

Con todo, el peligro que enfrenta la compañía de Bill Gates es importante para

su propio futuro: parte de su código podría inspirar a los

desarrolladores de software de la competencia. El gigante podría

tambalearse, añaden las mismas fuentes.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor