Sony también prevé nuevos recortes de personal

Empresas
Sony

La división de electrónica ofrecerá jubilaciones anticipadas a los empleados de su filial de fabricación Sony EMCS, que emplea a 5.000 personas en Japón.

El final de año parece haber sumido a los fabricantes tecnológicos en una fiebre de despidos. Si HP ha decidido incrementar en 5.000 el número de sus empleados que se irán a la calle en 2014, Sony también pretende efectuar nuevas reducciones en el personal de sus instalaciones de producción.

Según una información publicada hoy por Nikkei, la división de electrónica de consumo del fabricante japonés ofrecerá paquetes de jubilación anticipada para los empleados en Sony EMCS, una subsidiaria dedicada a la fabricación, propiedad de Sony al 100%. La filial opera en cinco fábricas en Japón y emplea a 5.000 personas.

Sony comenzará a ofrecer la jubilación anticipada a los empleados de nivel medio y a los directivos de su filial el próximo mes. El plan afectará a los empleados de Sony EMCS que tienen 40 años de edad o más y han trabajado para la empresa durante al menos 10 años. Las solicitudes estarán abiertas a partir del 6 de enero hasta finales de marzo, y los empleados dejarán la compañía a finales de abril a más tardar.

Los trabajadores que acepten la oferta de jubilación anticipada recibirán la indemnización por despido y serán derivados a las empresas que ofrecen asistencia para la recolocación. Sony ha declarado que la inclusión en el plan de jubilaciones se basará en el interés de los empleados, sin ninguna cifra objetivo fijada previamente. El importe de la indemnización por despido tampoco se ha anunciado, pero puede llegar hasta 10 meses de salario, dependiendo de la edad y la antigüedad en el puesto.

Los problemas financieros siguen pesando sobre Sony. El presidente de la corporación, Kazuo Hirai está tratando de hacer rentable de nuevo su negocio de electrónica de consumo, acosado por las pérdidas. El objetivo era volver a ser rentable este año fiscal. Y eso parece requerir más recortes de personal en las instalaciones de producción. Sony ya implantó recortes de personal el año pasado, que afectaron a 10.000 trabajadores.

El pasado 31 de octubre, Sony redujo su pronóstico de ganancias para el año fiscal después de registrar una pérdida neta de 183 millones  de dólares en el segundo trimestre y recortó sus previsiones de ventas para los productos de consumo, como televisores, PC y cámaras digitales. Los cambios en los gustos de los consumidores han tenido un gran impacto en sus productos electrónicos básicos. La caida del crecimiento económico en los mercados emergentes y, sobre todo, la competencia de los gigantes de la electrónica de Corea del Sur, han afectado particularmente al negocio de electrónica de consumo de Sony.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor