movilidad reducida

GaitMaster 5 ayuda a personas de movilidad reducida al andar

Qué sencillo resulta andar. Al menos, una vez vences la pereza y levantas tu trasero del asiento. Normalmente no nos damos cuenta de la complejidad que conlleva: la sincronización, el reparto del peso en un pie u otro, la justa fuerza muscular… nuestro cerebro lo automatiza. Al menos cuando cuenta con una buena salud.

Hay personas con daños cerebrales, ya sea por un golpe o por vejez, que pierden esa “magia” que nos hace posible el desplazarnos. Para recuperarla, investigadores de la Universidad de Tsukuba (Japón), han desarrollado GaitMaster 5, que emula, además del andar, el subir o bajar escaleras. Su funcionamiento tras dar el salto.