Telefónica versus Portugal Telecom

Empresas

Henrique Granadeiro, presidente de PT, ha explicado que, de haber algún comprador natural para la brasileña Vivo, sería su propia compañía y no la española.

La tensión entre Portugal Telecom y la operadora española es palpable, al menos por una de las partes. Henrique Granadeiro, presidente de Portugal Telecom, defendía el martes un “acercamiento” a Telefónica para solucionar el enfrentamiento entre ambas. Ayer, el mismo Granadeiro aseguraba en una entrevista que si su mayor accionista, Telefónica, saliese del capital, “no sería ninguna tragedia”. Su empresa “no depende de nadie para definir su propia estrategia”, afirmó.

Granadeiro también aseguró que Telefónica, al anunciar su intención de eliminar el blindaje de PT en la opa de Sonae, “sobrepasó la línea que ha marcado 10 años de acuerdo estratégico”.

Telefónica respaldó explícitamente la oferta de 11.000 millones de Sonae para hacerse con el control de PT. La opa imponía como primer requisito el fin de los estatutos de PT que, en la práctica, impiden la toma de control de un nuevo accionista mayoritario. La junta de PT rechazó desblindar la compañía e hizo fracasar la oferta.

Granadeiro indicó que dará “un tiempo a Telefónica para que se pronuncie sobre su opción de ruptura, en vez de haber apostado por una opción de alineamiento con el resto de los accionistas, que sería la opción natural. Si Telefónica no reacciona a tiempo, tomaré las medidas que entienda apropiadas para aclarar esta situación”, agregó el presidente, sin especificar qué medidas considera “apropiadas”.

El directivo había apostado el martes por intentar “hasta el fin una solución negociada con Telefónica y que interese a ambas partes”.

En la entrevista, Granadeiro calificó, además, al banco Santander de “traidor” porque “tenía un grado de conocimiento de la vida interna financiera de PT que hace discutible, por no decir condenable, el hecho de que, con base a conocimientos internos, haya aceptado financiar la opa de Sonae sobre PT”. El presidente insistió en que el Santander “conocía nuestra vida íntima como ningún otro y fue el banco que financió la opa”.

Por otro lado, el presidente estimó el pasado martes que su compañía tiene que contar con la española en Brasil, donde controlan al 50 por ciento la operadora de telefonía móvil Vivo.

Con respecto a este acuerdo conjunto en Brasil, el máximo responsable de PT aseguró no tener “complejos en relación a Vivo ni respecto del acuerdo con Telefónica”. Granadeiro reiteró su interés en mantenerse en Brasil,”a través de Vivo o de otra operación atractiva”.

En su opinión, Telefónica no es el comprador natural de Vivo ya que, “de haber alguno, sería PT, puesto que el futuro de las telecomunicaciones pasará cada vez más por la asociación a los contenidos y a la lengua en la que se procesa la comunicación, que en el caso de Vivo es el portugués y no el español”, explicó.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor