Ya es oficial: Google ha comprado Motorola

Empresas

Continuamos con el mercadeo. Que si Facebook compra Instagram, que no deja de ser un programita, pues yo me compro Motorola, antaño gigante de la telefonía móvil, hoy de capa caída. Un movimiento estratégico de Google que adquiere junto con la marca un amplísimo catálogo de patentes y un no menos suculento fabricante de hardware de telefonía móvil que puede dar sus frutos próximamente con el primer móvil de propiedad Google, pues no olvidemos que hasta ahora eran otros fabricantes (HTC, Samsung…) quienes se encargaban de pasar de las musas al teatro. La adquisición supone un desembolso de 12.500 millones de dólares y ha sido anunciado por el mandamás de la compañía adquirente, Larry Page.

Sanjay Jha ya no es el CEO de Motorola, su lugar lo ocupa Denis Woodside, un hombre de Google que se hace cargo de la última adquisición del gigante de la G de colorines.

Más de 17.000 patentes constituyen el ingente fondo de propiedad intelectual que atesoraba Motorola y que ahora pertenecen a Google, aunque ello no significa que las vaya a explotar puesto que muchas se encuentran licenciadas a otras empresas, lo que también constituye una suculenta fuente de ingresos.

No obstante circula el rumor de que la parte del negocio que tiene que ver con el hardware se venderá al gigante emergente chino Huawei. Lo que sí parece cierto es que con toda probabilidad Google no acometerá una revolución total metiéndose a la vez en todos los frentes, es decir, continuar su actual línea “Google Classics”, por llamarla de algún modo (Gmail, Drive, etc.), continuar apostando por Android y además meterse en el negocio de fabricar sus propios terminales, tanto smartphone como tablet.

Tal vez este último movimiento provocaría algún recelo en el más de medio centenar de fabricantes comprometidos con el SO Android, puesto que ya hay cierta incomodidad en el sector derivada del innegable favoritismo hacia los modelos Galaxy Nexus (hechos por Samsung) por parte del resto de la industria.

En ese sentido Google estaría manteniendo contactos con otros fabricantes para que también tuvieran sus propios “modelos Nexus” que aparecerían a lo largo del año de manera que el pastel se repartiese.

Todo esto, no obstante, parece que se va a complicar una vez que Google tiene su propio fabricante de móviles, Motorola. Previsiblemente un revulsivo para sacar a dicha marca de sus ostracismo, eminentemente una amenaza para el resto de competidores, y como en todo río revuelto, una potencial ganancia de pescadores… ¿puede ser este el momento para que Windows Mobile se arroje en los brazos de más fabricantes? ¿lo permitirá Nokia? El futuro parece apasionante, y como siempre aquí en Gizmodo te lo contaremos. ─[Google]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor