El 70% de los españoles cree que las fake news alterarían los resultados electorales

Seguridad

La tecnología soporta una parte importante del proceso electoral y podría ser intervenida por ciberdelincuentes, por eso S2 Grupo advierte de la importancia de la ciberseguridad.

De cara a las próximas elecciones, la empresa española S2 Grupo ha querido advertir de la importancia que juega la ciberseguridad. Teniendo en cuenta su trayectoria y experiencia aplicando procesos de ciberseguridad en elecciones, S2 Grupo ha destacado que los principales riesgos son los ciberataques y las fake news.

Sabiendo que gran parte del proceso electoral está apoyado en la tecnología, resulta necesario aplicar medidas de seguridad adecuadas a los sistemas para evitar el posible acceso de ciberdelincuentes para acceder a los resultados y manipularlos, por ejemplo.

Aunque uno de los problemas principales y más graves son las ya conocidas fake news. Las opiniones de los ciudadanos son fundamentales a la hora de votar. La rapidez con la que se propagan las noticias falsas mediante la Red es empleada por los ciberdelincuentes para poder tramar ataques más sofisticados que tengan mayor impacto en época electoral.

Según ha explicado Miguel A. Juan, socio-director de S2 Grupo: “Ya hemos visto en EEUU o en Cataluña cómo las noticias falsas han contribuido a desestabilizar o incluir en los procesos electorales.  Pueden ser utilizadas para generar opiniones en contra o a favor y, por tanto, influir en los resultados. Las fake news se han convertido en uno de los principales retos de la ciberseguridad en la actualidad”.

Gracias a la encuesta que ha realizado la compañía de ciberseguridad a través de su blog, hijosdigitales.es, un 69,5% de los españoles considera que las noticias falsas pueden afectar a los resultados electorales.

Pero, ¿cómo evitar ser víctima de las fake news?

El equipo de experto de S2 Grupo ha compartido algunas recomendaciones que puedan servir de ayuda:

  1. Informarse siempre consultando medios de comunicación de los que se conozca la procedencia y el rigor informativo. En Internet pueden existir medios digitales de los que no se conozca su autoría y que hayan sido creados simplemente para desacreditar.
  2. No dar credibilidad ni fiabilidad a aquellas informaciones que provienen de fuentes desconocidas.
  3. No fiarse de la información compartida por Redes Sociales si no proviene de una fuente oficial.
  4. Ser consciente de la importancia de la información que compartimos. De dónde proviene y tener la seguridad de que se le puede dar cierto crédito. Así se evitará contribuir a las campañas organizadas por ciberdelincuentes.
  5. No caer en la trampa de las fake news: compartir contenido impactante solamente por el titular que llevan.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor