A la espera del nuevo Explorer

Workspace

Microsoft prepara el lanzamiento del nuevo navegador, que tendrá un refuerzo especial en cuestiones de seguridad.

Más de una vez hemos comentado desde aquí los agujeros de seguridad presentes en el navegador de Microsoft Internet Explorer (especialmente en la actual versión 6) y los problemas que han ocasionado. Sin embargo, no podemos abstraernos a la hora de mencionar el gran esfuerzo que en este sentido ha realizado Microsoft. Parte de este esfuerzo verá la luz con el lanzamiento de la séptima edición de Explorer, que en las próximas semanas dará mucho que hablar.

Microsoft ha ido incrementando su esfuerzo en seguridad en todas las facetas: ha desarrollado una dinámica de actualizaciones que evita el desconcierto de anteriores épocas y que mantiene los sistemas operativos lo más íntegros posibles. Los de Redmond también han hecho incursiones en sistemas de seguridad (con adquisición y desarrollo propio incluidos).

Todo este funcionamiento de los últimos dos años les ha llevado a ir adquiriendo una experiencia que se debe plasmar en el nuevo Explorer. Quizá el punto más bajo en la imagen de Microsoft sean los fallos que permitieron exploits famosos, y es por ello que la compañía debería haber reforzado esta cuestión de cara al próximo lanzamiento.

Acostumbrados a reflejar las vulnerabilidades del explorador (del que no están exentos sus competidores), nada nos gustaría más que Explorer dejara de ser un problema de preocupación para los usuarios, y para la propia compañía.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor