Ericsson España descarta un nuevo ajuste de plantilla a corto plazo

Empresas

El grupo considera que la situación de España en tecnologías UMTS es
bastante similar en comparación con el resto de los países europeos.

El consejero delegado de Ericsson España, Ingemar Naeve, ha asegurado

que su compañía no tiene previsto llevar a cabo a corto plazo un nuevo

ajuste de plantilla que se añada a los anunciados y acometidos en los

últimos años. De hecho, el directivo

ha señalado que

Ericsson España ya ha hecho los ajustes necesarios en los años pasados

y que su enfoque en la actualidad es hacer crecer el negocio.

La filial española del grupo sueco cuenta en la actualidad con unos 1.600

trabajadores, frente a los 3.000 que tenía a finales de 1999. Desde esa

fecha ha llevado a cabo diversos Expedientes de Regulación de Empleo, a

los que se añade la eliminación de 700 empleos eventuales.

En junio del año pasado, Ericsson España decidió desmantelar su centro

productivo del Parque Tecnológico de Zamudio (Vizcaya), que contaba con

106 empleados, ante la imposibilidad de consolidar alianzas que

garantizaran la viabilidad de la planta, y a finales del mismo mes cerró

un ERE que afectó a 585 trabajadores.

Por otra parte, Naeve

ha indicado que España está en el camino correcto en la telefonía

móvil de tercera generación (UMTS), ya que las perspectivas son reales

y a lo largo de este año habrá lanzamientos comerciales. No obstante, ha

admitido que hay cosas que mejorar, especialmente en los terminales.

Junto a esto, el responsable de Ericsson España considera que la situación de

nuestro país en comparación con el resto de las naciones europeas en lo

que respecta al UMTS es más o menos igual; no hay grandes diferencias

debido a que España está totalmente integrada en Europa y, por lo tanto,

está donde tiene que estar.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor