Actualidad TI instrumento

Snailele, el ukelele eléctrico modificado con forma de caracol

No sabemos muy bien qué le lleva a alguien a fabricar un ukelele eléctrico con la forma de un caracol si no eres David el Gnomo, pero el caso es que esta “maravilla” musical puede ser tuya por un “módico” precio asegurándote de que no sólo se fabrica a mano hasta el último detalle sino también que ningún caracol será sacrificado en su creación.

¿Pero esto qué es?

Mmm… ¿Que puede ser esto?
¿Una aguja hipodérmica del futuro ampliada 100 veces?
¿Un arco para cazar osos… del futuro?
¿Un termómetro? ¿Un mondadientes? ¿El fémur de Lobezno? Seguro que si te fijas sabes por dónde van los tiros. ¡Compruébalo tras el salto!

Guitar2-D2, un instrumento capaz de hacer que Darth Vader pierda la cabeza, con casco y todo

Ben Simon ha puesto a prueba su Guitar2-D2 en el metro neoyorquino, uno de los pocos lugares del mundo en el que no le tirarán tomates salga lo que salga de su instrumento. La Guitar2-D2 tiene mérito: es al mismo tiempo guitarra eléctrica, sintetizador, caja de ritmos y amplificador. Aunque… será que tengo el oído atrofiado, pero el resultado musical para mí que sería capaz de reventar la cabeza de Darth Vader en una sesión intensiva. A ver qué os parece: tenéis un breve vídeo después del salto.

Instrumento modular Zoybar: guitarra, bajo o laúd medieval, a tu elección

El instrumento modular de Zoybar es una especie de all in one de los instrumentos de cuerda. Al parecer, a la gente no le gusta la variedad y prefiere una solución definitiva, que se puede convertir en guitarra, bajo, laúd, mandolina, arma para mariachis… No sé, lo que se te ocurra. Al cuerpo principal del invento se une una serie de partes intercambiables para lograr las formas y los sonidos deseados. Al menos, en teoría. Será interesante ver qué instrumentos se pueden replicar de los existentes y qué otros se pueden inventar con el kit. Pero más inquietante que todo esto es el propio nombre de la compañía, Zoybar, que parece un planeta de la Fundación o de la Guía del autoestopista galáctico, y el minimalista vídeo de presentación, que parece de otro planeta. Puedes verlo después del salto.