Tenías un monitor transparente en casa y no te habías dado cuenta

Empresas

Tu ambiente de trabajo va a resultar auténticamente espectacular con este pequeño truquillo que te vamos a soplar.

El resultado será que tu monitor (con dos o más la cosa resulta aún mejor) parecerá ser transparente. Conseguirlo es más sencillo de lo que crees y por una vez no tendrás que gastarte ni un duro. Y aún hay más.

Qué importante es la perspectiva.

Observar la realidad desde un punto de vista determinado cambia por completo nuestra concepción de lo que vemos y lo que nos rodea. Por eso el truco que hay detrás de esa espectacular fotografía sobre estas líneas es precisamente eso, la perspectiva.

Las ventanas e iconos en tu ordenador parecerán flotar en el aire si tienes la pericia necesaria para saber colocar la cámara de fotos en el lugar adecuado. Quizá te haga falta probar varias veces hasta que la fotografía en la pantalla coincida con lo que verías desde tu puesto, pero total, con el precio que lleva hoy el revelado de fotos…

Y cuando lo consigas el problema es que igual la factura de la luz te sube porque no querrás apagar nunca los monitores y estarás deseando tener visita en casa para enseñarle esos nuevos monitores “transparentes” que te has agenciado. Además lo que conseguirás es crear visualmente una mayor sensación de amplitud espacial, y eso, al precio que tiene todavía el metro cuadrado, no tiene precio. ─Antonio Rentero [Lifechaker]

Lea también :