WiMAX: hacia el mercado masivo de la banda ancha inalámbrica

Movilidad

Félix García Fernández, director de soporte técnico para redes inalámbricas de Alcatel-Lucent, analiza las posibilidades de desarrollo de la tecnología WiMAX en el móvil.

El año 2007 ha sido el año en el que el mercado ha disipado totalmente sus dudas sobre el papel de WiMAX como tecnología clave, y para Alcatel-Lucent ha supuesto la consolidación de un liderazgo basado en el estándar 802.16e-2005 (Rev-e) con más de 70 pilotos en marcha y 22 contratos comerciales en Europa, Asia, África, Oriente Medio y América.

La diversidad geográfica de estos despliegues nos confirma la gran aceptación de WiMAX como alternativa de nueva generación en tecnologías inalámbricas de banda ancha, tanto en los mercados de alto crecimiento como en las economías más maduras.

En aquéllos, WiMAX supone una oportunidad para desplegar directamente las últimas tecnologías de banda ancha incluso en escenarios sin servicio de telecomunicaciones hasta ese momento. En zonas donde el cobre no llega o llega con escasa calidad, WiMAX permite ofrecer servicios de voz y acceso a Internet de alta velocidad; pero también permite ofrecer servicios avanzados de movilidad a los clientes más innovadores tanto en entornos urbanos con mayor densidad de población, como en mercados maduros con gran penetración de servicios de telecomunicaciones, en los que nuevos operadores pueden ofrecer servicios móviles avanzados de banda ancha como Internet móvil, TV móvil, juegos multimedia u oficina móvil.

Para el año 2009 prevemos que el mercado global de WiMAX Rev-e infraestructura y servicios, crecerá hasta los 3.500-4.000 millones de euros. La clave de este crecimiento es el éxito del ecosistema de chips, dispositivos, infraestructura y aplicaciones cuya industrialización y disponibilidad para el mercado masivo con diversidad de dispositivos esperamos que se consolide este año.

Alcatel-Lucent es un promotor convencido de la necesidad de establecer un ecosistema abierto de terminales para respaldar el éxito de WiMAX y ofrecer a los operadores una solución extremo a extremo con una selección amplia y variada de terminales en los que se pueda integrar rápidamente las nuevas funcionalidades.

Por ello, tenemos acuerdos con más de una decena de socios como Intel, OKI, Sequans, Kyocera, Sanyo o Samsung, con el fin de probar y garantizar la interoperabilidad de los dispositivos. Ejemplo del resultado de esta estrategia fue la presentación de la primera solución para servicios duales WiMAX y GSM/EDGE con traspasos de sesiones activas entre ambas tecnologías en colaboración con Samsung en el reciente Congreso de Barcelona, en el que se mostró por primera vez una solución extremo a extremo en modo dual que permitirá a los operadores combinar redes GSM/EDGE y WiMAX de forma transparente para los abonados tanto para llamadas de voz como para las sesiones de datos.

Con esta solución dual, los operadores podrán acometer el despliegue de redes Wimax Rev-e de forma gradual y ofrecer servicios inalámbricos de voz y datos garantizando la cobertura nacional a través de sus redes GSM/EDGE ya existentes o mediante acuerdos de MVNO con operadores móviles tradicionales.

Otro pilar importante en el éxito de la solución WiMAX de esta compañía es que comparte bloques tecnológicos con la nueva generación de tecnología móvil de banda ancha, considerada la evolución natural del UMTS, conocida por LTE, entre los que destacan el interfaz aire avanzado OFDM o tecnologías de antena avanzadas, como MIMO y beamforming (conformación de haz), que permiten duplicar la capacidad y cobertura por celda y reducir el número de estaciones base hasta un 40%. Todo ello, junto con la arquitectura plana todo IP de WiMAX, refleja su clara complementariedad con las tecnologías móviles de nueva generación y su importancia en la evolución de las redes inalámbricas de banda ancha.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor