Adiós, Google Reader: ¿el fin de la era RSS?

CloudEmpresasMarketingRedes Sociales

Google Reader desaparecerá mañana de la red, marcando el final de la era del RSS y dejándoles el camino abierto a las alternativas y a las redes sociales. Digg y Facebook ya se han puesto manos a la obra.

Hace unos meses llegaba la impactante noticia: Google anunciaba que su lector de feeds, Google Reader, cerraría el 1 de julio. Internet no tardó en llenarse de peticiones que suplicaban a Google que no lo hiciera, pero ni las más de 150.000 firmas recogidas en Change.org han hecho al gigante cambiar de opinión. Mañana es el temido día: Google Reader desaparecerá de Internet, cerrando una era que ya llevaba unos años siendo amenazada por las redes sociales: la de los feeds de noticias y RSS.

¿Cuántos años tiene en realidad Google Reader? Parecería que existe desde que existe Internet (al fin y al cabo, los RSS en los que se basa están muy centrados en el texto, algo que efectivamente queda algo obsoleto en la era visual en la que vivimos), pero lo cierto es que no fue lanzado hasta 2005 dentro de Google Labs y salió del laboratorio de experimentos en 2007 (noticia que fue dada, por cierto, por Kevin Systrom, entonces empleado en Google y uno de los artífices del Reader, antes de su aventura creando Instagram).

Con Google Reader desaparece el servicio de agregación de feeds de noticias RSS más importante y se plantea la siguiente duda: ¿estamos ante el fin de la era RSS? El cierre del servicio de Google no es más que una prueba final de algo que se lleva diciendo desde hace tiempo. Los usuarios ya no utilizan este sistema para estar al día de sus sitios de noticias y blogs favoritos con tanta frecuencia: los nuevos agregadores de noticias son las redes sociales, donde se puede seguir a medios y tener en un mismo sitio noticias e información personal. ¿No habrá más sitios dedicados exclusivamente a la lectura de noticias?

Las alternativas crecen

Lo cierto es que sí. Muchos de estos sitios no utilizan ya los RSS, pero la esencia es la misma: juntar en un lugar las noticias que le interesan a los usuarios, creando una especie de periódico o medio. Desde que Google anunció en marzo el cierre de Google Reader, las alternativas empezaron a aparecer a su alrededor como setas. Algunas, como Feedly, ya existían, y empezaron a sumar usuarios rápidamente (Feedly ganó 8 millones de usuarios desde el anuncio). Otras compañías se pusieron manos a la obra para tener la alternativa lista a tiempo.

Digg, el Menéame americano, es uno de los ejemplos más claros y esta misma semana lanzaba su propuesta: Digg Reader, un lector de RSS que ellos mismos han admitido que está dirigido especialmente a usuarios de Google Reader que necesiten continuar con algo similar. Las características son prácticamente las mismas, aunque de momento está todavía en beta y no abierto a todo el público.

Y después está Facebook: no hay nada oficial, pero estas últimas semanas han salido a la luz rumores que indican que la red social llevaría ya unos meses enfrascada en el desarrollo de su propio agregador de noticias. Sería además un proyecto al que se le está poniendo mucho mimo y cuidado, optando por la calidad y no por la velocidad. El propio Mark Zuckerberg estaría siguiendo el proyecto muy de cerca y hay también algunas pistas que apuntan precisamente a esa era post-RSS: Facebook Reader no será un lector de feeds. La idea es que sea mucho más visual y que la agregación sea distinta (claramente a partir de “me gusta” en Facebook). Una especie de Flipboard que además estará centrado principalmente en el mundo móvil, con las versiones para smartphone y tablet saliendo a la vez.

De momento, y a la espera de ver cómo se reordenan las alternativas al lector por excelencia cuando este desaparezca mañana, tan solo hay una cosa que decir. Adiós, Google Reader.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor