Amazon entra en disputa con las editoriales japonesas por su servicio de suscripciones

Regulación

Con cierta similitud al problema que ya tuvo con Hachette, Amazon ahora se enfrenta a varias editoriales japonesas, eliminadas de su servicio de suscripción Kindle Unlimited.

Japón es el cuarto mercado editorial del mundo, después de EEUU, China y Alemania, y gracias a Amazon fue el segundo país, tras EEUU, en contar con su servicio de suscripción Kindle Unlimited, que se lanzó en el país del Sol naciente el 3 de agosto, y por el cual se paga una cuota de 980 yenes al mes para tener acceso a 120.000 títulos.

Pero al parecer Amazon ha decidido renegociar sus contratos con tres grandes editoriales, Kodansha, Kobunsha y Shogakukan el mes pasado, algo que finalmente ha llevado a que la empresa estadounidense decida unilateralmente retirar el pasado fin de semana más de 1.000 títulos de Kodansha, 550 de Kobunsha y 180 de Shogakukan, según las propias editoriales.

Según las editoriales, Amazon quiere reducir las cuotas que paga a las editoriales por sus contenidos, y está llevando a cabo una presión similar a la que se produjo con la estadounidense Hachette hace un par de años, cuando no pudieron llegar a un acuerdo con el precio de los ebooks.

En su momento, la disputa entre Amazon y Hachette tardó varios meses en solucionarse, por lo que la experiencia dice que la solución tampoco será sencilla en Japón. Lamentablemente los usuarios volverán a ser los más afectados por esta situación, y no se descarta que a partir de esta semana varios autores de Japón empiecen a hacer campaña para evitar que Amazon reduzca los precios.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor