Cañón que lanza desodorante para calmar las narices de los habitantes de Pekín

Empresas

Los residentes de Pekín llevan un tiempo enfadados porque debido a la construcción de diversos vertederos en la ciudad, cada vez que el aire sopla en ciertas direcciones se ven impregnados por el nefasto olor que producen. Sin embargo, los funcionarios de dicha ciudad han encontrado una solución (temporal) al problema: poner 100 cañones repartidos por la ciudad que lanzan fragancia de desodorante con más fuerza que los barriles que lanzaba Donkey Kong. Más detalles de este oloroso asunto tras el salto.

Estos cañones, hechos en China pero con tecnología Alemana e Italiana, lanzan varios litros de desodorante a cada minuto, y además lo hacen a una distancia de más de 50 metros. No obstante, las autoridades son conscientes de que problemas así no se solucionan con esta clase de dispositivos -por divertidos que parezcan- y han anunciado que pondrán más capas de plástico en los vertederos para evitar que el olor se escape y acabe llegando a los sufridos vecinos. Seria interesante saber si, mientras, van a probar con varias fragancias antes de decidirse por la que mejor huela. [Popsci] — Fco. José Cañizares.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor