El casco de moto SKULLY AR-1 consigue 1 millón de dólares en 45 horas en Indiegogo

Empresas
SKULLY AR-1

Nuevamente una startup en una campaña de crowfunding ha conseguido superar todas las expectativas con un éxito sin precedentes. El casco de moto SKULLY AR-1 se ha convertido en el producto que más rápido ha conseguido llegar hasta el millón de dólares en Indiegogo.

Llegar a 1 millón de dólares en una campaña de crowdfunding no es tarea sencilla, pero conseguirlo además en tan sólo 45 horas es algo que hasta ahora sólo ha conseguido SKULLY AR-1 en Indiegogo. Se trata de un casco de moto de última generación que se ha convertido en todo un éxito gracias a contar con características exclusivas muy útiles para los motoristas.

El casco no sólo cuenta con soporte Bluetooth integrado, además de un sistema de audio, sino que también dispone de una pantalla transparente para contar con un HUD integrado. El casco se conecta a un smartphone por Bluetooth, con el que además se conecta a Internet, disponiendo de un GPS con el que mostrar la navegación directamente por el HUD. Pero además de eso dispone de una cámara trasera integrada de 180º, a cuya vista podemos acceder por la pantalla del casco, lo que permite saber en todo momento lo que ocurre detrás y a los lados.

[youtube width=”580″ height=”344″]https://www.youtube.com/watch?v=ZdcWd594lRw[/youtube]

Por si esto no bastara, el casco SKULLY AR-1 cuenta con su propio microprocesador y permite ver datos de telemetría de la moto. También dispone de una SDK abierta que permite que los desarrolladores puedan creara sus propias aplicaciones, haciendo que la utilidad y versatilidad del casco sea aún mayor. De hecho incluso el visor cuenta con un sistema electrónico que permite oscurecerlo a voluntad.

Pero las ventajas del SKULLY AR-1 no sólo están en la electrónica integrada, el casco también cuenta con lo último en materiales, con un exterior de policarbonato y un interior de gomaespuma cortada en 3D con láser para un ajuste perfecto, con un forro Outlast para mejorar la ventilación y reducir el sudor.

El casco cuesta 1.499 dólares en su versión internacional, disponible en blanco y negro en tamaños que van de la talla S a la XXL y con una fecha de entrega estimada para mayo de 2015. Eso sí, tras el éxito inicial, parece que las reservas se han relajado y se mantiene en poco más de 1.140.000 dólares tras varios días, quedando todavía 26 días para que termine la campaña.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor