“FaceSense” o la estrategia de Facebook para ganar 10.000 millones de dólares con la publicidad online

Empresas

Recientemente uno de estos trabajadores bien informados de lo que se cuece en las salas de mandos de los poderosos capitanes que gobiernan un trasatlántico como es Facebook explicó mediante ese gráfico que puedes ver ahí arriba y que a continuación te explicamos con más detalle, cuál es la estrategia que está delineando la red social de Zuckerberg para hacerse con un suculento mercado publicitario que le permita obtener pingües estipendios. Se trata de diseñar un mecanismo al que extraoficialmente podemos denominar “FaceSense” puesto que su objetivo es dejar en mantillas el conocido AdSense. Este sistema de inserción de publicidad reporta a Google 2.500 millones de dólares anualmente pero en Facebook creen que podrían alcanzar los 10.000 millones de dólares anuales en publicidad online.

Al igual que en la conocida y escueta fórmula E=mc2 se encuentra la clave de la relación entre masa y energía, en ese esquema tosco y garabateado sobre una pizarra con un rotulador estaría la hoja de ruta para que en Facebook le peguen un buen mordisco al suculento mercado de publicidad en Internet que dejaría pequeño al ingente volumen de negocio del actual líder del sector, el AdSense de Google.

En esencia se trata de potenciar la actual comercialización de publicidad que realiza Facebook de su red social para permitir el acceso a terceras partes. El mecanismo de funcionamiento sería complejo puesto que permitiría emplear no solo los criterios de segmentación (edad, procedencia, gustos…) que los usuarios de Facebook expresan en sus perfiles y que la red social tiene en cuenta a la hora de ofrecer la publicidad, sino que las empresas anunciantes podrían emplear también par ajustar más los targets a que se dirigen la información que hayan obtenido por su cuenta.

Esa suma de la información que sobre el usuario disponen tanto Facebook como las mencionadas terceras partes permitiría ajustar de un modo mucho más acertado el objetivo al que se dirigen los anuncios, permitiendo por tanto un impacto más definido y al ser una herramienta tan  precisa, incrementar notablemente los ingresos derivados de la contratación de campañas publicitarias.

En la actualidad la red social de la efe minúscula estaría ya experimentando con la solución conocida como Facebook AdExchange, en fase beta, y que permitiría a los anunciantes el intercambio de publicidad, debería adquirir la empresa neoyorquina AppNexus para completar exitosamente dicho desarrollo.

Una vez completada esa fase llegaría este “FaceSense” que competiría abiertamente con AdSense, multiplicando por cuatro (siempre según las estimaciones previstas) los ingresos del motor de gestión publicitaria de Google y que integraría el empleo de información proveniente de empresas externas a Facebook con el enlace a sus webs desde la red social. ─[Business Inside]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor