Ford: “Existe una gran oportunidad en la posibilidad de colaborar con startups”

EmpresasInnovaciónStartups

El fabricante de coches americano se está reinventando gracias al trabajo con las compañías emergentes.

Hace cinco años que Ford decidió estar presente el MWC por primera vez, comenzando a pensar más allá que un mero fabricante de coches. En esta edición de la feria de movilidad, repleta de coches conectados y automóviles por todas partes, la compañía estadounidense ha sorprendido precisamente por no tener uno en su stand.

“Este año Ford no ha expuesto un coche en su espacio en el Mobile World Congress y eso es una declaración de intenciones”, ha señalado en una rueda de prensa Steve Armstrong, vicepresidente y responsable de operaciones de Ford of Europe.

La decisión tomada por la firma ha iniciado un camino que ha llevado a la casa en pensar más allá de la caja, o más bien del coche. “Hace unos años empezamos a colaborar con otros miembros de la industria, encontrando vías para trabajar en otras cosas. Hemos hecho cosas con Twitter, universidades y también con las startups. Hay una gran oportunidad en hacer cosas con las empresas pequeñas”, asegura el COO.

Ford ha tenido y tiene que enfrentarse a algunos retos en su reorientación. El iniciar un diálogo con tantos actores implica que se deben hablar lenguajes diferentes. No es lo mismo charlar con startups o grandes empresas que con la administración pública o las instituciones educativas. “Hemos tenido que aprender un nuevo idioma para hablar con las startups, tienen una mente diferente a la nuestra, con otra estructura. Es como hacer a la gente ciega volver a ver otra vez. Ford ha sido una compañía automovilística y hemos tenido que pivotar, innovar, con equipos dedicados a ello”, cuenta Armstrong.

Una de estas colaboraciones es la que la firma centenaria ha establecido con la aplicación Waze para estar presente de serie en sus coches y facilitar la vida a los conductores que quieren conocer el estado y las incidencias en las carreteras. Waze se ha unido a la plataforma abierta impulsada por Ford, Toyota y otros fabricantes automovilísticos, el SmartDeviceLink (SDL) Consortium. El Product Manager UX de esta app de origen israelí que fue adquirida por Google ha destacado que “los tiempos son diferentes. Te encuentras con empresas que te dicen que quieren lanzar algo en 2021, pero nosotros vamos mucho más deprisa. Tenemos un equipo en Tel Aviv que en dos semanas pueden desarrollar cosas muy interesantes”, apostilla.

Desde Ford reconocen que van mucho más despacio, pero recuerda que cuentan con “una plataforma para desarrolladores que nos permite agilizar las cosas”. Para el COO en Europa, la clave está en “comprender los estándares para ser líderes y ajustarnos a las expectativas de los consumidores.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor