Ford lanza su programa de coche compartido en Londres y seis ciudades americanas

Innovación

El fabricante se está apoyando en la startup californiana Getaround e incluirá a 14.000 clientes de Ford en EE.UU y 12.000 en Reino Unido.

Los fabricantes de coches están buscando nuevos negocios y estrategias para adaptarse a los nuevos tiempos, explorando en el ámbito de la tecnología e incluso en el de la economía colaborativa. Ford ha sido una de las primeras en verle filón y lleva varios años investigando en el ámbito de las ciudades inteligentes o el coche conectado.

Ahora la empresa americana acaba de lanzar un programa piloto de car-sharing en seis ciudades de EE.UU y Londres. Aquellos usuarios de ambos países que financien su vehículo a través del servicio Ford Motor Credit podrán alquilar su coche, SUV o camioneta.

En principio la iniciativa incluirá a 14.000 clientes de Ford Motor Credit en EE.UU y 12.000 en Reino Unido. La startup californiana Getaround lo ejecutará en América, mientras, the easyCar Club se encargará del mismo al otro lado del charco.

“Estamos viendo que hay un montón de gente que no quiere ser dueña de un vehículo y nosotros, como empresa, queremos asegurarnos de que estamos escuchando a los clientes y viendo si podemos ayudar en ese sentido”, ha señalado el CEO de Ford Motor Company, Mark Fields. “Los consumidores, particularmente los de las zonas urbanas, quieren acceso frente a propiedad”.

Por su parte el bisnietísimo presidente ejecutivo de Ford, Bill Ford, ha recordado que su bisabuelo “ayudó a poner el mundo sobre ruedas para que todos pudieran disfrutar de los benficios de la movilidad” y ahora su visión es expandir dicho pensamiento utilizando tecnología avanzada y nuevos modelos de negocio.

Hace cosa de un mes Ford lanzó otro servicio de carsharing denominado GoDrive en la capital británica, con una flota de 50 vehículos y 20 puntos disponibles.

Con estas iniciativas el fabricante estadounidense no solo busca reducir los gastos mensuales de los usuarios de coches y ayudarles a rentabilizarlos. También es una forma de exponer a clientes potenciales a coches de la marca, según explican desde CNBC.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor