La UE baraja la creación de un nuevo arancel para gravar los teléfonos móviles

MovilidadRegulación

El impuesto, que afectaría a los teléfonos móviles con GPS y con receptor de televisión, irrita a los fabricantes y consumidores.

La Comisión Europea ha presentado una propuesta para volver a clasificar algunos teléfonos móviles como ‘dispositivos multifuncionales’. Si la medida sale adelante, los terminales que permitan la navegación GPS o recibir la señal de televisión se verán agravados con un impuesto del 3,7% y 14% respectivamente.

La propuesta de Bruselas ha sentado como un jarro de agua fría a los fabricantes de teléfonos, que están viendo como se reducen las ventas de terminales con unas perspectivas muy oscuras para los próximos meses.

“Estas nuevas tasas inevitablemente llevarán a un gran incremento en el precio para el consumidor, en un momento en que el que estamos luchando para mantener los precios tan bajos como sea posible”, ha dicho una portavoz de Sony Ericsson, tercer fabricante mundial de móviles, en declaraciones que recoge Reuters.

Un portavoz de Nokia aseguró que aunque a día de hoy no afecte a un gran número de terminales, pues la gran mayoría no tiene GPS ni receptor de televisión, “dados los rápidos avances tecnológicos, ese número se incrementará significativamente en los próximos meses y años”.

Los fabricantes temen también que esta medida vaya en contra de la adopción de nuevas tecnologías, como la recepción de televisión móvil, un mercado que se espera que crezca en los próximos meses.

El plan se tratará en febrero en el seno del Comité del Código Aduanero, pero las negociaciones no concluirán hasta al menos seis meses.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor