Las maniobras fiscales de Amazon España

Empresas

La filial española de Amazon deriva sus ventas a Luxemburgo para no pagar impuestos y se acoge al régimen de pymes para lograr una tributación más favorable.

¿Amazon España tuvo pérdidas en 2012? Pues eso parece. Pero sólo lo parece. La realidad es algo más complicada. Tan complicada como el entramado creado por la compañía fundada por Jeff Bezos para pagar menos impuestos en nuestro país. Amazon ha transformado su tienda de moda Buyvip en una empresa de servicios. Tanto Amazon Spain Fulfillment como Amazon Spain Services, han desviado sus ventas a Luxemburgo.

El de España no es el único caso. Según informa El País, Amazon paga menos impuestos sobre beneficios por sus operaciones europeas ya que tiene su base en Luxemburgo. La empresa factura sus ventas desde el Gran Ducado y su filial en España solo declara una parte de los ingresos generados en el mercado español. La estructura elegida por Amazon para lanzar su tienda online en España responde a ese objetivo.

Amazon Spain Fulfillment, constituida inicialmente para el comercio electrónico, cambió su objeto social a la prestación de “servicios de soporte corporativo”, sobre todo a empresas del grupo. Este cambio sólo se explica si  la compañía no pensaba facturar en España sus ventas en el mercado español.

Esto explicaría que, a pesar del éxito de su lanzamiento comercial, la filial española de Amazon tuviera números rojos en 2012. Amazon Spain Fulfillment declaró en 2012 pérdidas contables de 54.329,8o euros, pese a que la cifra de negocios declarada fue de 10,59 millones de euros, frente a los 314.417 euros de 2011. El beneficio antes de impuestos fue de 129.611,7 euros, pero Amazon declara pérdidas netas porque parte de sus gastos no son deducibles fiscalmente.

Gracias a este reducido tamaño por no facturar sus ventas en España, Amazon Spain Fulfillment se acoge al régimen de pymes para tributar menos. Al considerarse “entidad de reducida dimensión”, tributa al 25% sobre los primeros 300.000 euros y al tipo general sobre el resto. Y como es una pequeña empresa, no está obligada a auditar sus cuentas ni a realizar un informe de gestión.

Visto el buen funcionamiento de este sistema con Amazon Spain Fulfillment, Amazon está adelgazando Buyvip, ahora llamada Amazon Spain Services, para aplicarle el mismo modelo. Adquirida por el gigante Amazon en 2010 por unos 70 millones, la antigua Buyvip ha dejado de tener existencias comerciales y ya no compra a los proveedores. Esta actividad la ha traspasado a Amazon EU. Amazon Spain Services cerró 2012 con una cifra de negocios de 64,3 millones y unas pérdidas de 23,6 millones de euros.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor